Conozca cómo se repartirá y las mejoras del Ingreso Familiar de Emergencia 2.0

Foto : Andres Perez

Será un complemento a los ingresos formales de la familia para garantizar un monto de hasta $100.000 por persona para una familia de cuatro personas.




El Ingreso Familiar de Emergencia (IFE) será un complemento a los ingresos formales de la familia para garantizar un monto de hasta $100.000 por persona para una familia de cuatro personas. Para familias de más de cuatro integrantes, el máximo monto seguirá una progresión de $467.000 para cinco integrantes, $531.000 para seis, $592.000 para siete, $649.000 para ocho, $705.000 para nueve y $759.000 para 10 o más.

Habrá un piso mínimo de $25.000 por persona en los hogares beneficiarios. En los meses de junio y julio (que coinciden con los dos aportes pendientes del actual IFE) se otorgará un 100% del beneficio. Para el tercer mes (agosto) se considerará el equivalente al 80%, el que se podrá incrementar al 100% si las condiciones sanitarias así lo ameritan.

Algunos ejemplos para ilustrar cómo operará el IFE:

1. Hogar de 3 personas, sin ingresos formales: recibirá un beneficio de $300.000 ($100.000 por cada integrante).

2. Hogar de 4 personas, una de las cuales tiene su contrato suspendido y recibe $250.000 del Seguro de Cesantía por este concepto: recibirá un beneficio de $150.000 logrando un ingreso total de $400.000 equivalentes a $100.000 por integrante.

3. Hogar de 2 personas, una de las cuales cobra una pensión de $80.000 y otra tiene ingresos por honorarios de $50.000: recibirá un beneficio de $70.000 logrando un ingreso total de $200.000 equivalentes a $100.000 por integrante.

4. Hogar de 4 personas una de las cuales tiene ingresos por honorarios de $150.000 y otra cesante que recibe $200.000 del seguro de cesantía: recibirá un beneficio de $100.000 (4 aportes por el mínimo de $25.000), logrando un ingreso total de $450.000 equivalentes a $112.500.

Las mejoras del IFE 2.0 respecto del original

Aumento en focalización/cobertura: desde el 60% al 80% de mayor vulnerabilidad en el corto plazo (ISE, Indicador Socioeconómico de Emergencia), tanto para hogares sin ingresos formales como para aquellos que tienen ingresos formales por debajo del umbral establecido.

Aumento del monto: desde $260.000 a $400.000 a una familia de 4 personas sin ingresos formales. En otras palabras, en caso de no contar con ingresos formales, el monto por persona del hogar aumenta de $65.000 a $100.000. Al igual que en el IFE actual, este monto es válido hasta una familia de 4 y luego decrece proporcionalmente.

Más familias beneficiadas: el IFE vigente tiene un potencial de beneficiarios de cerca de 1,7 y 4,5 millones de hogares y personas, respectivamente. Las mejoras antes señaladas permitirán alcanzar a un potencial de más de 2,1 millones de familias y más de 5,6 millones de personas.

Fin a la caída mensual del aporte: el nuevo aporte será plano hasta el fin del actual IFE (dos meses adicionales). A la situación actual, se agrega un cuarto mes de pago, que será de 80% y podrá subir al 100% en caso que las condiciones sanitarias así lo ameriten.

El monto del beneficio a cada familia nunca será revisado a la baja: una vez que una familia reciba el beneficio, su monto se mantendrá estable por todo el tiempo que dure el aporte, y sólo será revisado al alza en caso su situación socioeconómica empeore. Con el IFE original un hogar que recibía ingreso el primer mes no necesariamente lo recibía el segundo y tercer mes ya que dependía si seguía cumpliendo con requisitos.

Comenta