Gobierno mejora paquete de ayuda económica por pandemia en US$261 millones, pero se dilata acuerdo con oposición

Fondos de pensiones más riesgosos registran ganancias ante avance de las bolsas internacionales

El Ejecutivo envió durante la tarde una indicación que incluye en el bono clase media a un mayor número de pensionados, aumenta el bono a transportistas de $350.000 a $500.000, y que incrementa la cobertura del IFE del 60% al 80% de vulnerabilidad socioeconómica según el Registro Social de Hogares, entre otras cosas. Negociación sigue este jueves en el Senado.




Parecía que este miércoles saldría humo blanco en las negociaciones entre el Gobierno y la oposición para lograr un acuerdo en la mejora en las ayudas económicas por pandemia, en el marco de la discusión por la aprobación del bono clase media.

Sin embargo, las conversaciones no llegaron a buen puerto y el jueves ambas partes deberán retomarán las conversaciones con la reanudación del debate en la Comisión de Hacienda del Senado.

En un día de intensas tratativas, al mediodía sesionó la Comisión y en la instancia el ministro de Hacienda, Rodrigo Cerda, presentó las modificaciones propuestas por el Ejecutivo a la iniciativa del bono clase media.

Estas apuntaban, en el caso de las pensiones, a incorporar al beneficio excepcional de los pensionados por vejez e invalidez bajo la modalidad de renta vitalicia, con un bono de $100.000 a los pensionados por vejez o invalidez en modalidad de retiro programado con pensiones iguales o superiores a una Pensión Básica Solidaria e inferiores a $408.125.

De igual modo, se otorgaría un bono excepcional de $100.000 a los pensionados del sistema antiguo con pensiones inferiores a $408.125.

El gobierno también se planteó incrementar el bono para transportistas de $350.000 a $500.000, de tal modo de dejarlo en igualdad de condiciones al bono base que establece esta ley, y adicionalmente se propusieron precisiones para una implementación efectiva del beneficio.

Asimismo, las propuesta contemplaban aumentar la cobertura del Ingreso Familiar de Emergencia introduciendo un nuevo artículo que modifica la Ley N°21.289, de Presupuesto del Sector Público, de tal modo de aumentar la cobertura del IFE del 60% al 80% de vulnerabilidad socioeconómica según el Registro Social de Hogares, para todos aquellos hogares que se hayan encontrado en cuarentena y/o transición.

Desde la oposición valoraron las propuestas, pero se mostraron disconformes por la insistencia en la focalización. La presidenta del Senador, Yasna Povoste (DC), afirmó que “queremos hacer un llamado desde la oposición para que el gobierno deje de lado una estrategia que en nuestra opinión es equivocada y que finalmente obliga a las familias a salir a buscar mayores ingresos para subsistir”.

A las 19:00 se retomaron las negociaciones en una reunión en la que participaron la presidenta del Senado, Yasna Provoste; la presidenta de la Comisión de Hacienda, Ximena Rincón (DC) y el senador Jorge Pizarro (DC) por la oposición, mientras que por el gobierno asistieron el ministro de Hacienda, Rodrigo Cerda, el ministro de la Segpres, Juan José Ossa, y la ministra de Desarrollo Social, Karla Rubilar.

Posteriormente, las partes volvieron a reunirse cerca de las 21:00 hrs, instancia en la que se decidió continuar con las conversaciones durante la jornada del jueves.

Previo a esto, durante la tarde y ante la dilatación de las negociaciones, el gobierno ingresó las indicaciones dadas a conocer en la sesión de la Comisión de Hacienda sin el acuerdo de la oposición. Según detalla el informe financiero de Hacienda, las indicaciones presentadas y la ampliación del IFE implican un mayor gasto fiscal de US$261 millones.

En el desglose, US$54 millones corresponden a la modificación del ingreso mediante el cual se determina el acceso al bono, US$82 millones a la inclusión de pensionados adicionales entre los beneficiarios, US$54 millones al incremento del bono a transportistas y US$71 millones a la modificación en la cobertura del IFE del 60% al 80% más vulnerable.

Incremento en Fondo Covid

Tras las recientes medidas anunciadas por el Presidente Sebastián Piñera para apoyar a las personas y los pymes que implicaron aumentar el Fondo Convid de US$12.000 millones a US$18.000, y las peticiones del algunos parlamentarios de elevar dichos recursos, el ministro de Hacienda. Rodrigo Cerda, advirtió que el gobierno está casi al tope de alcanzar el espacio que dan esos montos adicionales.

“Estamos tratando de ocupar nuestro marco presupuestario. Una parte importante será ocupado en el Ingreso Familiar de Emergencia durante los meses de abril, mayo y junio, pero además, otra parte importante se está ocupando en este proyecto de bono de clase media. Entre estos dos proyectos, más lo que vamos a hacer en pymes y más también los fondos adicionales a salud, estamos prácticamente ocupando los US$6.000 millones adicionales”, dijo Cerda.

En ese sentido afirmó que “lo que quisiéramos ahora es avanzar lo antes posible y eso es lo que les hemos transmitido a los senadores para que estos fondos estén disponibles y los podamos pagar en los próximos días a nuestros compatriotas que lo están esperando”.

Al respecto la ministra de Desarrollo Social, Karla Rubilar, enfatizó la necesidad de aprobar el proyecto lo antes posible.

“Hoy es el día en el cual probablemente vamos a saber cuál es el destino de las familias de clase media y si vamos a poder pagarles un bono base de $500 mil a millones de chilenos y chilenas que lo requieren en abril, hoy es el día clave y esperamos de verdad que el Senado nos pueda ayudar para poder llevarles una buena noticia a esos hogares que lo están pasando tan mal”, indicó la ministra.

Comenta

Los comentarios en esta sección son exclusivos para suscriptores. Suscríbase aquí.