Salida de capitales de Chile suma más de US$30 mil millones en los últimos tres años, pese a leve baja en 2022

04 Mayo 2022 Fachada La Moneda Foto: Andres Perez

En 2022 se expatriaron US$10.433 millones netos, lo que se traduce en un descenso de 9,2% en relación a los US$11.495 millones que hubo en 2021. Sin embargo, durante el último cuatrimestre del año pasado, es decir, entre septiembre y diciembre, se reaceleró la salida de capitales al registrar un monto de US$7.283 millones.


A mediados de 2021, el Banco Central advertía que los retiros de los fondos de pensiones estaban generando un fuerte incremento de la salida de capitales desde el país, especialmente del segmento de empresas no financieras y hogares. En 2022, esa tendencia se moderó levemente en relación al período previo, pero aún con un monto muy por sobre lo que había antes del estallido social.

El ministro de Hacienda, Mario Marcel, ha afirmado que la cifra de salida de capitales fue menor a la registrada en años anteriores. Ese planteamiento es refrendado en parte por los datos que registra el Banco Central: en 2022 se expatriaron US$10.432 millones netos, lo que se traduce en una baja de 9,2% en relación a los US$11.495 millones que hubo en 2021. No obstante, el monto todavía se encuentra 6,2% por arriba de lo registrado en 2020, cuando salieron del país US$ 9.812 millones, y muy por sobre lo que hubo en 2019, cuando se fueron US$1.693 millones. En 2017, incluso, se produjo un ingreso neto de capitales de US$ 1.073 millones.

Ahora, al ver la evolución que tuvo 2022, se observa que hasta agosto la diferencia con 2021 era de un 72,7% menor en comparación al mismo período, sin embargo, durante el último cuatrimestre del año pasado, es decir, entre septiembre y diciembre, se reaceleró la salida de capitales, al registrar un monto de US$7.283 millones, que se compara con los US$687 millones que salieron del país en ese mismo lapso de 2021.

En el detalle de lo que pasó en la última parte de 2022, se aprecia que en noviembre hubo un salto importante en la expatriación, al anotar un monto por US$ 5.838 millones.

¿A qué se debe?

No hay una sola explicación entre los analistas. Algunos apuntan al avance de la reforma tributaria, otros a que se materializó un cambio de domicilio tributario o diversificación del portafolio de inversiones de personas de altos patrimonios. También aparece dentro del abanico de posibilidades el reparto de utilidades que hicieron algunas empresas en noviembre.

Pero más allá del dato puntual de noviembre, la leve menor salida de recursos que hubo en 2022 se debe principalmente a dos factores, según los expertos: la disminución de la incertidumbre asociada al triunfo de Rechazo en el plebiscito constitucional y que el nuevo proceso va por un cauce más institucional; y la menor disponibilidad de recursos, puesto que la liquidez que hubo en 2020 y 2021 por el retiro de los fondos de pensiones ya va en retirada, y a que una cantidad importante de dinero ya emigró del país.

Francisca Pérez, economista de Bci, sostiene que “es una señal clara que la Convención y todo lo que venía con ella no era vista con buenos ojos por parte de los diversos agentes económicos. A medida que la Convención fue perdiendo apoyo popular y la opción Rechazo iba ganando espacio, la salida de capitales se fue frenando”.

Mientras que Tomás Flores, economista de Libertad y Desarrollo, añade que “si bien la salida de capitales de 2022 fue algo menor que en 2021, es equivalente a cerca de 8 veces lo retirado en 2018 y 2019. Así, los retiros de capital desde 2020 claramente muestran una dimensión muy diferente a lo observado previamente”.

Entre los tributaristas la razón es similar: hay una menor incertidumbre por el proceso constituyente.

Javier Jaque, socio de Consultoría Tributaria de CCL AC Auditores Consultores, afirma que “en 2021 estaba en marcha el proceso constitucional y bajo ese contexto de incertidumbre empezaron a salir recursos del país. Luego, lo que pasó después se debe al rechazo de la Constitución, lo que dio mayor certeza política y económica al país”.

Sebastián Guerrero, de Guerrero Garcés, complementa el análisis señalando que, si bien la cifra es menor a 2021, no necesariamente cambia la tendencia. “Que estemos sobre los US$10 mil millones es una cifra preocupante, más allá de que sea menor al año anterior”.

Dólar frena su escalada y cierra con leve baja en volátil sesión

El acumulado desde 2020

Pero pese a que en 2022 hubo una leve baja, en los últimos tres años han salido del país recursos por US$31.741 millones, lo que deja en evidencia el período complejo por el que ha transitado el país luego del estallido social. “Entre el estallido social y la fallida Convención Constitucional con el plebiscito del 4 de septiembre de 2022, el ánimo de los inversionistas locales era bastante negativo respecto al rumbo que iba a tomar el país, la visión de largo plazo y el desvío respecto a lo que se venía construyendo previamente”, puntualiza Pérez.

La economista añade que “ese movimiento iba más allá de la incertidumbre puntual de un gobierno, ya que era sobre una posible refundación y cambio en cómo funcionaba el país como un todo, lo cual no era bien visto y provocó salida de capitales muy importantes”. Para Pérez, la incertidumbre dentro de “un ciclo político siempre va a existir, esta puede ser más o menos, pero lo que teníamos previo al plebiscito era algo mayor y más estructural. Lo que existe ahora, es una incertidumbre más propia del ciclo político”.

Flores enfatiza que “la incertidumbre generada por el proceso constituyente anterior, plagado de excesos, generó un genuino temor a los inversionistas locales, los cuales prefirieron mover su dinero a zonas más seguras”.

¿Tendencia a la baja?

Si bien para este año las perspectivas económicas son menos malas de las previstas con anterioridad y la incertidumbre ha disminuido, lo que podría anticipar que se frene la salida de recursos de hogares y empresas no financieras, la mirada entre los expertos no necesariamente apunta en esa dirección, sino más bien tienen un tono de cautela.

“Para este año puede haber una situación compleja, ya que, de aprobarse el impuesto al patrimonio, podría generar una situación complicada para los contribuyentes de altos patrimonios, por lo que no es claro que la tendencia se mantenga a la baja”, indica Jaque.

Pérez argumenta que “este no será un buen año para el desempeño macroeconómico de Chile, y por ende del mercado de capitales, ya que esperamos una caída de la actividad, mientras que en otros países se van a observar crecimientos”. Por esta razón, explica que “la búsqueda de retornos podría llevar a los inversionistas a moverse hacia aquellos países y sectores con retornos seguros, como lo son los bonos del tesoro de Estados Unidos, por lo que es difícil que la salida de capitales se frene”. No obstante, acota que “sí podría ocurrir que el monto sea menor, puesto que el nuevo proceso constituyente es mucho menos disruptivo y sería sin contratiempos. Lo que podría impulsar las salidas serían las reformas tributaria y de pensiones, si es que se estima que no apoyan el crecimiento de largo plazo”.

Otra mirada tiene Flores, quien sostiene que se “debería observar una moderación, ya que la nueva discusión constitucional se dará en marco muy diferente a la anterior, lo cual ha reducido el riesgo país y así recuperar parte de la estabilidad previa”.

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.