La nueva era en las rectorías de las universidades chilenas

Los rectores Zolezzi (arriba a la izquierda), Elórtegui (arriba a la derecha), Rojas (abajo a la izquierda) y Vivaldi (abajo a la derecha), cuatro de los que no seguirán al mando de sus instituciones.

Este año más de diez casas de estudios vivirán un proceso para elegir a su nuevo rector. Y si bien en algunos casos hay aspirantes a la reelección, nombres tradicionales como Ennio Vivaldi (U. de Chile), Juan Manuel Zolezzi (Usach) o Álvaro Rojas (U. Talca) viven sus últimos meses como máximas autoridades de sus instituciones, y varias mujeres aspiran a sucederlos.




Este 2022 quedará marcado como el año en que las universidades intentaron retomar la normalidad luego de dos períodos de clases virtuales y educación a distancia. Pero, así como se marca un hito en las aulas, también ocurrirá fuera de ellas, más precisamente en las rectorías de -al menos- 10 instituciones estatales o públicas no estatales. ,

Es en esas casas de estudio donde se vivirá un notorio cambio de rostros y donde varias académicas aspiran a seguir los pasos de Elisa Araya (Umce), Marisol Durán (Utem) o Natacha Pino (UAysén), las primeras mujeres en ser democráticamente electas en el cargo principal.

“En el Consorcio de Universidades del Estado de Chile (Cuech) consideramos importante que los y las nuevos rectores que lleguen –esperamos que más rectoras- sientan la red de apoyo que constituye este grupo. Como universidades públicas esperamos que, como lo establece la ley, el Estado sienta que cuenta con las capacidades y competencias que tenemos para desarrollar los proyectos que se requieren para hacer posible las transformaciones en tantas áreas. Ese es un gran desafío para las y los rectores que se quedan y los que vendrán”, dice al respecto la rectora Araya.

Dentro de esos cambios más significativos está la salida de Ennio Vivaldi como máxima autoridad de la U. de Chile, tras ocho años en el cargo. El médico cirujano, a su vez, ejerce desde 2016 como presidente del Cuech.

Para ocupar el sillón que deja Vivaldi son cuatro los aspirantes: Rosa Devés, Sergio Lavandero, Kemy Oyarzún y Pablo Oyarzún. Sus candidaturas deberán ser inscritas hasta el 6 de abril y así comenzar la carrera para llegar a la primera vuelta del 12 de mayo.

Otro periodo de rectoría significativo que llega a su fin es el de Juan Manuel Zolezzi en la Universidad de Santiago. El ingeniero civil asumió el cargo en 2006 y fue reelecto tres veces. Desde 2011, además, es el vicepresidente ejecutivo del Consejo de Rectores de las Universidades Chilenas (Cruch).

Así entonces, tanto el Cuech como el Cruch quedarán sin sus históricos rectores al mando. Por lo mismo, desde el jueves que se activaron las conversaciones con el Ministerio de Educación para definir quiénes dirigirán ambos Consejo.

“Un número importante de rectores no se volverá a presentar, en su mayoría rectores que han tenido una participación muy importante en las transformaciones de la educación superior durante los últimos años y que tienen una experiencia muy valiosa, que en este nuevo contexto no estará disponible”, señala Osvaldo Corrales, rector de la U. de Valparaíso, uno de los que sí continuará. Por eso, agrega, espera que quienes siguen “puedan apropiarse de esa experiencia y trasladarla para los nuevos desafíos que van a enfrentar las universidades”.

Las otras salidas

Pero Vivaldi y Zolezzi no son los únicos que dicen adiós. De hecho, en la Universidad de Talca se da otro hito histórico, toda vez que Álvaro Rojas dejará de ser el rector después de haberlo sido en dos oportunidades: 1991 a 2006 y de 2010 hasta hoy, siendo el que desde hace más tiempo detenta ese cargo. El exministro de Agricultura en Bachelet I no se presentó a la reelección y el jueves pasado compitieron por el cargo cuatro hombres: Carlos Torres, Arcadio Cerda, Jorge del Picó y Roberto Pizarro. Preliminarmente, los dos primeros avanzarán al balotaje, lo que debe ser ratificado por el Tribunal Calificador este martes.

Donde sí hay mujeres aspirando al máximo cargo institucional es en la U. de Concepción. Ahí, el 9 de marzo cerró el plazo para inscribir candidaturas, que debían presentar 50 firmas de académicos como respaldo para los sufragios que se llevarán a cabo el 25 de marzo.

En los pasillos del Campanil se intuye que habrá segunda vuelta y se da por descontado que Carlos Saavedra, actual rector y quien va por un nuevo periodo, pasará al balotaje. ¿Quién lo acompañará? Saldrá de entre Jacqueline Sepúlveda (directora Academia de Innovación), Jorge Fuentealba (director del Departamento de Fisiología de la Facultad de Ciencias Biológicas), Soraya Gutiérrez (decana Facultad Ciencias Biológicas) y Bernardo Castro (decano Facultad de Ciencias Sociales).

Cambio de timón habrá de seguro en la Federico Santa María, puesto que el rector Darcy Fuenzalida cumple ocho años de mandato y no puede postular a un nuevo período. Para las elecciones que se realizarán el 1 de septiembre, por primera vez en los 90 años de historia de la institución, aparecen –aún sin inscripción formal- mujeres con posibilidades ciertas de elección.

Una de las que provoca más adhesión, según cuentan en la casa de estudios, es la académica y doctora en Ingeniería Civil Electrónica, María José Escobar. Pero también se nombra a la arquitecta Nina Hormazábal, a la actual vicerrectora Carolyn Palma y al profesor Mario Toledo.

En la U. de Antofagasta también asoma una mujer dentro de las alternativas. Se trata de Sara Paredes, actual directora de Aseguramiento de Calidad. Y si bien las inscripciones se cierran el 28 de marzo, las alternativas a ella para la primera vuelta del 5 de abril serían tres hombres: Pablo Camus (decano de Educación), Iván Brito (decano de Ciencias Básicas) y Marcos Cikutovic (decano de Ciencias de la Salud). Que los cuatro terminen siendo oficializados o no dependerá de que cada uno reúna las 41 firmas necesarias de respaldo.

En el caso de la institución nortina se da, por ejemplo, que el rector Luis Loyola puede repostular por estatutos, pero declinó hacerlo, según contó en un Consejo Académico.

La UC de Valparaíso también tendrá su proceso, aunque la elección definitiva en este caso es distinta: primero se levantan candidaturas y se elige una terna a través de una votación de los académicos habilitados para hacerlo. Este resultado con número de votos obtenidos se le informa al Gran Canciller, que es el obispo de Valparaíso, quien a su vez le propone a la Santa Sede su candidato, el que generalmente es ratificado. En este caso, el rector Claudio Elórtegui pudo ir por un cuarto periodo, pero optó por no hacerlo.

“Asumí el 2010, tenía la posibilidad de postularme de nuevo y recibí un número importante de solicitudes para que lo hiciera, pero por razones personales decidí no hacerlo. Llega un momento en que es suficiente, es una función muy demandante y exigente, y después de 12 años creo que es bueno que se vaya produciendo una renovación de autoridades”, dice el propio rector, quien podría ser reemplazado por los candidatos ya conocidos Joel Saavedra, vicerrector de Investigación y Estudios Avanzados, o Nelson Vásquez, vicerrector académico.

En tanto, en la U. de Magallanes el rector Juan Oyarzo no se presentará nuevamente, por lo que en junio se realizarán elecciones para que el nuevo mandamás asuma en agosto, pero previo a ello se debe constituir el Tricel y las candidaturas se inscriben en abril. Hasta aquí hay dos personas que ya han anunciado que postularán: el prorrector José Maripani y el vicerrector de Investigación, Andrés Mansilla.

En tanto, en la U. de la Frontera aún no se hace la convocatoria, pero el rector Hebel Weiss sí irá a la repostulación, mientras que las universidades de La Serena, Biobío, de Playa Ancha, Atacama y UC del Maule también tendrán elecciones de rectoría, con algunos despidiéndose definitivamente y otros repostulando a un nuevo periodo.

En el caso de Católica maulina, eso sí, el proceso lo lleva un Comité de Búsqueda de cuatro personas que se constituyó el 22 de enero y que desde el 27 de marzo dispone de 90 días para presentar una terna al Gran Canciller y Obispo de Talca, monseñor Galo Fernández, quien a su vez es quien definirá al elegido o elegida. Así, el cambio o continuidad del rector Diego Durán se conocerá recién en agosto.

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.