Los estadounidenses no vacunados están detrás del aumento de las hospitalizaciones por Covid-19

Vista del Departamento de Emergencias de CoxHealth en Springfield, Missouri, el 16 de julio. Foto: AP

Algunos hospitales en regiones donde las tasas de vacunación son más bajas se preparan para oleadas que rivalizan con peaks pandémicos.




La gran mayoría de los pacientes que ha hecho subir las hospitalizaciones por Covid-19 en partes de EE.UU. no están vacunados, según los hospitales, algunos de los cuales están reactivando los planes de aumento utilizados en el peak de la pandemia.

A medida que la altamente contagiosa variante delta se propaga por todo el país, algunos hospitales y funcionarios de salud pública dijeron que se están preparando para que las hospitalizaciones alcancen potencialmente nuevos peaks pandémicos en los que menos personas son vacunadas.

AdventHealth, que administra 41 hospitales en siete estados en su mayoría del medio oeste y sur, dijo que alrededor del 97% de los aproximadamente 12.700 pacientes con Covid-19 tratados este año no estaban vacunados o estaban parcialmente vacunados. Los datos excluyen algunos hospitales de AdventHealth administrados por empresas conjuntas.

De los pacientes con Covid-19 completamente vacunados que han estado o están en hospitales de AdventHealth, muchos tienen sistemas inmunológicos debilitados debido al cáncer u otras condiciones, dijo Jeffrey Kuhlman, director de calidad y seguridad de AdventHealth.

Un hombre sentado con una mascarilla sostiene un letrero que apunta a una clínica de vacunación móvil en Los Angeles, el 16 de julio. Foto: AFP

HCA Healthcare Inc., uno de los sistemas hospitalarios más grandes del país, dijo que sus datos muestran que las personas completamente vacunadas representan menos del 1% de sus pacientes con Covid-19.

“Claramente, por lo que estamos viendo en el experimento natural de estadounidenses vacunados versus no vacunados, los que no están vacunados son casi exclusivamente los que están en hospitales con Covid”, dijo Jonathan Perlin, director médico de HCA. Señaló que los datos incluyen información proporcionada por los pacientes.

Algunos ejecutivos de hospitales dijeron que están reactivando los planes de aumento para prepararse para nuevas oleadas de pacientes con Covid-19, siguiendo los pasos ahora familiares para despejar el espacio y liberar a los médicos y enfermeras para atender a los enfermos críticos. El trabajo se complica esta vez por el hecho de que los hospitales están más ocupados ahora que antes en la pandemia, ya que las personas vacunadas se sienten cómodas buscando atención médica, dijeron los ejecutivos. Y el personal del hospital está agotado después de más de un año luchando contra la crisis de salud pública.

“Están cansados”, dijo Cam Patterson, rector de la Universidad de Arkansas para Ciencias Médicas, que incluye el Centro Médico UAMS en Little Rock. “Es difícil para ellos mantenerse motivados”.

Un terapeuta respiratorio de cuidados intensivos trabaja con un paciente con Covid-19 en el Sarasota Memorial Hospital, Florida, el 11 de febrero de 2021. Foto: Reuters

El Dr. Patterson dijo que el hospital planea reducir las cirugías programadas y reubicar a los trabajadores para que atiendan a los pacientes con Covid-19 cuyo número ha aumentado en el último mes. De 51 pacientes de Covid-19 en el hospital el sábado, 43 no estaban completamente vacunados. Dos de los pacientes vacunados con Covid-19 tenían sistemas inmunológicos suprimidos, según UAMS.

El peak pandémico del hospital fue de 63 pacientes con Covid-19 el 15 de enero.

Estados Unidos está registrando un promedio de siete días de 27.930 nuevos casos de Covid-19 diarios, según datos de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades, y el promedio de siete días para las nuevas admisiones hospitalarias de Covid-19 es de aproximadamente 3.000 por día, un aumento del 36% respecto a la semana anterior. Las muertes también han aumentado después de semanas de descensos a un promedio de siete días de 238 diarias.

Las cifras permanecen muy por debajo de los peaks diarios de la pandemia de un promedio de siete días de 16.492 nuevas admisiones de Covid-19 el 9 de enero, 312.325 nuevos casos el 8 de enero y 4.590 muertos el 19 de enero.

Los funcionarios federales han advertido sobre dos trayectorias para la última fase de la pandemia, con un regreso a la normalidad donde las tasas de vacunación son altas y con un aumento de las hospitalizaciones en otros lugares.

“Hay un mensaje claro que está llegando: esto se está convirtiendo en una pandemia de personas no vacunadas”, dijo el viernes la directora de los CDC, Rochelle Walensky, en una sesión informativa en la Casa Blanca. Dijo que más del 97% de los pacientes que ingresan al hospital en todo el país no están vacunados.

Un paciente ingresa al Hospital Metodista de Houston, en Texas, el 16 de julio de 2021. Foto: AFP

“Nuestra mayor preocupación es que vamos a seguir viendo casos prevenibles, hospitalizaciones y, lamentablemente, muertes entre los no vacunados”, dijo.

En Vermont, el estado más vacunado del país, los funcionarios de salud dijeron que la cantidad de personas hospitalizadas con Covid-19 se redujo de ocho a menos de seis durante las últimas dos semanas. Los funcionarios no revelaron el número exacto de pacientes o su estado de vacunación, porque dijeron que podría comprometer la privacidad del paciente. Dijeron que menos del 3% de las hospitalizaciones por Covid-19 desde enero han sido personas vacunadas.

En Carolina del Norte, donde el 53% de los residentes elegibles están vacunados, las hospitalizaciones por Covid-19 han aumentado todos los días durante la semana pasada a 536 el jueves. Más del 99% de los casos y más del 98% de las hospitalizaciones y muertes desde mayo se produjeron entre personas que no estaban completamente vacunadas, dijo el estado.

Vista general de las carpas móviles de vacunación instaladas por las autoridades sanitarias de Kansas fuera de un estadio antes de un partido. Foto: Denny Medley-USA TODAY Sports

Los datos del estado de Arkansas muestran que alrededor del 40% de las personas elegibles allí están completamente vacunadas, en comparación con el 57% de la población estadounidense elegible en general. El estado tiene una de las tasas de vacunación más bajas y el recuento de casos nuevos de Covid-19 más alto del país, según datos de los CDC, con 230 casos nuevos por cada 100.000 personas en los últimos siete días.

La secuenciación detectó por primera vez la variante delta en Arkansas a principios de mayo y la mutación se convirtió en la cepa dominante en los casos de muestra del estado en junio, dijeron funcionarios estatales, lo que representa casi todos los casos secuenciados en la última semana del mes.

Las hospitalizaciones por Covid-19 se han disparado a 681 desde 201 al 1 de junio, dijo Jennifer Dillaha, epidemióloga estatal de Arkansas y directora médica de inmunizaciones y respuesta a brotes. El número de pacientes con Covid-19 en los hospitales del estado se duplicaría en tres semanas a las tasas actuales, dijo la Dra. Dillaha, rivalizando con el peak anterior del estado de 1.371 hospitalizaciones en enero. Desde el 25 de enero hasta el 13 de julio, el 98% de las admisiones hospitalarias de Covid-19 en Arkansas fueron personas que no estaban completamente vacunadas.

En el condado de Pulaski, hogar de Little Rock, los hospitales informaron un aumento del 22% en el promedio de siete días para los pacientes con Covid-19 en la semana que terminó el 8 de julio en comparación con la semana anterior, según datos federales analizados por el Proyecto de Seguimiento de la Hospitalización por Covid-19 de la Universidad de Minnesota. Los datos federales utilizados en el análisis no informan el estado de vacunación de los pacientes hospitalizados por Covid-19.

El alcalde de Little Rock, Frank Scott Jr., dijo que está trabajando para asegurar a sus electores que las vacunas son seguras para tratar de sofocar el último aumento. Dijo que le señala a la gente que a él también le preocupa la vacuna como un hombre negro que comprende la historia de la desigualdad racial en la atención médica de EE.UU. Dijo que hizo su investigación y se vacunó en marzo.

“Esta pandemia se puede prevenir”, dijo.

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.