Bellolio arremete contra proyecto que busca cambiar quórum de la convención: “Quieren torcerle el brazo a 7,5 millones de personas, hacerle una trampa”

El ministro vocero aseguró que el requisito de los 2/3 para aprobar las normas "significa que es una Constitución para todos y no una Constitución de algunos. Significa que ninguno de los dos bordes va a poder tener el sartén por el mango, sino que es llegar a acuerdos entre todos".




El ministro vocero de gobierno, Jaime Bellolio, arremetió contra el proyecto impulsado por la diputada Camila Vallejo (PC), junto a otros parlamentarios de oposición, que busca modificar los quórums de 2/3 de funcionamiento de la Convención Constitucional.

El objetivo de la parlamentaria comunista es que los futuros integrantes de la instancia definan los quórum con los que se aprobaran las diversas materias que revise el órgano.

Propuesta que no agradó al gobierno. Y así lo dejó ver el vocero, quien recordó que en el acuerdo del 15 de noviembre de 2019, se dejó establecido el quórum que regiría en la convención, y que algunos sectores -entre los que estaba el PC- no quisieron ser parte de dicho acuerdo.

“Lamentablemente hubo algunos que no quisieron sumarse, lo rechazaron, dijeron que eran traidores, un acuerdo entre cuatro pareces. Pero después cuando se empezaron a dar cuenta que esto era popular, empezaron a decir que el acuerdo de ellos", dijo el ministro.

"Y una vez que fue aprobado, una vez que 7,5 millones de personas participaron de una elección, el pueblo soberano mandató en la Constitución a que hubiese una nueva Carta Magna y hubiese, además, una Convención Constituyente con ciertas reglas y resulta que ellos quieren torcerle el brazo a 7,5 millones de personas, quieren hacerle una trampa, cuando los chilenos votaron por una idea de 155 personas electas por la ciudadanía, con 2/3 para llegar a acuerdo”, agregó.

En ese sentido, Bellolio preguntó: “¿Qué significa 2/3 para llegar a acuerdos? Significa que es una Constitución para todos y no una Constitución de algunos. Significa que ninguno de los dos bordes va a poder tener el sartén por el mango, sino que es llegar a acuerdos entre todos".

“Eso es lo que nos piden los chilenos. Y que algunos pretendan de forma poco democrática, saltarse las reglas, saltarse lo que los chilenos decidieron el 25 de octubre, lo que hace es desnudarlos completamente. No quieren acuerdo, votaron en contra de que hubiera un plebiscito, no están de acuerdo con segur las reglas y la institucionalidad. Eso es profundamente lamentable”, cerró.

Por su parte, el ministro del Interior, Rodrigo Delgado, llamó a “no aumentar la desconfianza de la gente en las instituciones políticas. La gente votó ampliamente en un plebiscito con las reglas del juego establecidas. La gente votó por una cantidad de constituyentes o convencionales, 155, y también votó por los quórums que se habían establecido hace un año atrás”.

“Ese era el acuerdo que se propuso y ese fue el acuerdo que un año después se votó el pasado 25 de octubre. Por lo tanto, respetemos las reglas del juego. Yo creo que la estabilidad es clave para el desarrollo de un país. Si no hay estabilidad, no hay reglas claras, si no se respeta las reglas del juego, esto puede derivar en cualquier cosa. Seamos responsables con lo que la gente ha confiado”, concluyó.

Comenta

Los comentarios en esta sección son exclusivos para suscriptores. Suscríbase aquí.