Jefes de bancada de Chile Vamos emplazan a dirigentes de oposición que participaron en acuerdo constitucional a rechazar idea de adelantar elecciones presidenciales y parlamentarias

Desde el Servel pidieron apurar las modificaciones legales para hacer aplicables protocolos sanitarios durante referéndum. Foto: Patricio Fuentes

En una carta que fue dada a conocer ayer los parlamentarios del oficialismo apuntan directamente al senador Alejandro Guillier a quien identifican como uno de los principales impulsores de este proyecto y a quien acusan de "aún no entender ni aceptar que fue derrotado en las urnas".




Este miércoles, los jefes de bancada de Chile Vamos emplazaron a los presidentes de los partidos de oposición que participaron en el acuerdo del 15 de noviembre por una nueva Constitución a rechazar públicamente el proyecto de ley que busca adelantar las elecciones presidenciales y parlamentarias para abril de 2021.

La carta firmada por los diputados María José Hoffman (UDI), Sebastián Torrealba (RN) y Luciano Cruz-Coke (Evópoli) fue enviada a Fuad Chahin, timonel de la Democracia Cristiana; Álvaro Elizalde, presidente del Partido Socialista; Heraldo Muñoz, dirigente del Partido Por la Democracia y Carlos Maldonado, timonel del Partido Radical, un día después de que parlamentarios del PC, PPD, PS, PR e independientes respaldaran esta iniciativa que fue ingresada ayer al Congreso.

El documento sostiene que “fuerzas políticas no democráticas han querido alterar a su antojo el mencionado pacto, creyendo tener la autoridad moral como para presentar una serie de modificaciones a los principios básicos que sustentaron el acuerdo”.

“Así, cada día que transcurre, dicho documento va entrando en un estado de fragilidad preocupante, sufriendo la posibilidad de quedar en letra muerta mientras se sigan desconociendo los principios por los cuales fue aprobado”, se lee en la carta.

Los jefes de bancada de Chile Vamos plantearon que “hoy vemos cómo algunos sectores políticos y sobre todo ex candidatos a la presidencia, deciden promover, patrocinar e incluso presentar un proyecto de ley nada más ni nada menos que para adelantar las elecciones presidenciales y parlamentarias en nuestro país, despreciando de manera antojadiza e irrespetuosa la voluntad del soberano, que en 2017 eligió de manera libre y por amplia mayoría a Sebastián Piñera como Presidente de la República”.

En este sentido, apuntan directamente al senador y ex candidato presidencial, Alejandro Guillier -a quien identifican como uno de los principales impulsores de la iniciativa de un sector de la oposición- y a quien acusan de mantener “una actitud de soberbia inimaginable” y de aún “no entender ni aceptar que fue derrotado en las urnas de manera categórica y democrática”.

A juicio de los dirigentes oficialista este proyecto de ley se traduce “en un verdadero intento de golpe blanco a la institucionalidad vigente y al Estado de Derecho”.

“De llegar a ser aprobada esta osadía legislativa, se estarían sentando las bases de una inseguridad jurídica hacia el futuro, pasando a engrosar el nefasto registro de los países de la región que han sacado a presidentes en ejercicio por razones espurias, egoístas y antidemocráticas”, se lee en el texto.

Por todo esto, los jefes de bancada de Chile vamos solicitaron “de manera formal un pronunciamiento a todos los presidentes de los partidos políticos que firmaron el Acuerdo del 15 de noviembre, en cuanto a rechazar este proyecto de ley que constituye un acto antidemocrático que debilita de manera peligrosa nuestra institucionalidad”, concluye la carta.

Críticas de senadores de oposición al proyecto

Luego de que ayer se conociera el proyecto impulsado por un sector de la oposición, algunos senadores salieron a rechazar la iniciativa públicamente.

La presidenta de la Cámara Alta, Adriana Muñoz (PPD), sostuvo que “no estoy de acuerdo en alterar el Estado de Derecho, en alterar la democracia” y agregó que el presidente Piñera, nos guste o no, fue elegido democráticamente y tendrá que terminar su mandato, y el pueblo a través del voto decidirá qué mujer o hombre gobernará el país en los próximos años”.

En esta línea, el también legislador PPD, Felipe Harboe, sostuvo que “me parece una irresponsabilidad. No me parece que se busque sacar por la ventana a un presidente que entró por la puerta”.

Desde el PS, el presidente de la Comisión de Constitución del Senado, Alfonso de Urresti, también dijo no estar de acuerdo con la idea de adelantar las elecciones. “Yo creo que este es un pésimo Gobierno y va a ser recordado como el de los peores en la historia, pero fue elegido mayoritariamente por chilenos y chilenas y tiene que terminar su período”, agregó.

En tanto, la bancada de diputados de la Democracia Cristiana aseguró que no estaría “disponible” para aprobar la iniciativa: “No estamos disponibles para cambiar las reglas del juego democrático”.

Comenta

Los comentarios en esta sección son exclusivos para suscriptores. Suscríbase aquí.