Exministro de Hacienda Rodrigo Valdés se suma a postura de no intervenir mercado del dólar pese a nuevo máximo histórico

Foto: Andres Perez

"La fuerza que tiene la intervención es bien limitada. Los efectos cada vez que interviene el Banco Central se ven durante el tiempo, pero no son una bola mágica que nos va a devolver el tipo de cambio a $800, son unos poquitos pesos", dijo el actual profesor de la Escuela de Gobierno de la UC.


El dólar en Chile sigue su tendencia de marcar cada jornada un nuevo valor inédito al alza, ante lo cual se suman expertos que avalan la posición de que el Banco Central no intervenga, por ahora, en el mercado cambiario, pese a que la divisa norteamericana ya supera los $900.

Ahora fue el turno del exministro de Hacienda, Rodrigo Valdés. “La fuerza que tiene la intervención es bien limitada. Los efectos cada vez que interviene el Banco Central se ven durante el tiempo, pero no son una bola mágica que nos va a devolver el tipo de cambio a $800, son unos poquitos pesos”, dijo el economista en entrevista con radio Infinita.

Su postura es similar a la del expresidente del Banco Central, Vittorio Corbo, y al actual vicepresidente del organismo autónomo, Pablo García.

El exsecretario de Estado durante el segundo gobierno de Michelle Bachelet también advirtió que las reservas de dólares no son suficientes para aventurarse en una intervención de este mercado.

“No son para jugar a intervenir como país asiático, eso es bien peligroso, porque uno se puede quedar sin reservas cuando uno de verdad las necesita”, agregó.

El académico de la Universidad Católica también destacó que “no se aprecia nada raro en el mercado que haga pensar que una intervención lo haga funcionar mejor, y por lo tanto, el efecto sería muy mínimo”.

En esa línea, Valdés desestimó que el Banco Central deba intervenir el mercado del dólar en caso de que existan presiones o llamados desde el sector político, como el Congreso. “Los políticos siempre van a estar alegando contra el Banco Central. Es parte de por qué tiene autonomía”, concluyó.

Reforma tributaria

El economista participó de los diálogos tributarios y llamó a realizar una evaluación del proceso una vez que esté completo. Esto, ante las voces como la del presidente del Confederación de la Producción y del Comercio (CPC), Juan Sutil, quien esperaba más trabajo prelegislativo, y ante las otras postura que ya destacan el proceso por haber impulsado encuentros en torno al tema.

“Es reimperante calibrar, porque estamos viendo muchas piezas juntas. Ver que el resultado de todo junto no provoque problemas demasiados graves para la inversión. Yo entiendo que está bien pensada la estructura, pero hay que ver ahora que se junten las cosas”, comentó el director de la Compañía General de Electricidad (CGE), empresa de la gigante china State Grid International Development (SGID).

El exministro de Hacienda también recordó que las últimas dos reformas tributarias, durante los segundos periodos de Bachelet y Sebastián Piñera, sufrieron “cambios radicales, profundísimos, en el proceso”.

Por otro lado, Valdés planteó sus ideas de desintegrar el sistema tributario para simplificarlo y ampliar la recaudación de impuesto más allá del sector de más recursos de la población.

“Todos paguemos más impuestos, eso significa subir las tasas del global complementario, no solo a los más ricos, sino que mucho más abajo”, puntualizó el economista, quien agregó que le preocupa el impuesto al patrimonio: “Está muy politizado, pero veremos qué tasas proponen y si el conjunto de estas cosas hace sentido o no”.

Sobre cómo ve la carga de la agenda económica actual, con reformas como la de las pensiones, impuestos y al trabajo, Valdés señaló que “es algo que es muy difícil de digerir para la economía y por lo tanto se tiene que hacer en una secuencia, en una gradualidad, que eviten profundizar problemas. Esto no es fácil e implica menor inversión al menos en la transición, porque es más caro hacer negocios”.

Respecto a la nueva Constitución, Valdés reiteró su decepción por lo que fue el proceso, pero no definió su postura de cara al próximo plebiscito para aprobar o rechazar el texto elaborado por la Convención Constituyente.

Sigue en Pulso

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.

El Parlamento Europeo aprobó que el cargador USB-C sea el modelo para los equipos con el fin de reducir la basura electrónica, Apple tendrá que cambiar sus cargadores.