De la reunión de Portishead a Ed Sheeran y Molchat Doma: cómo los shows en vivo están recaudando fondos para Ucrania

portishead (1)

La industria musical se ha movilizado para reunir fondos en ayuda de los refugiados a causa de la guerra o de organizaciones que trabajan directamente con las víctimas del conflicto; así se han desarrollado eventos como el Concert for Ukraine, en Reino Unido, y para los próximos días se esperan acciones como la reunión de Portishead, quienes no tocan en vivo hace siete años, y la transmisión de Global Citizen que convoca a artistas como Metallica, Billie Eilish, The Weeknd, entre otros.



Al menos desde comienzos de los setentas, con el legendario Concert for Bangladesh, organizado por George Harrison, la industria musical de tanto en tanto se ha sumado para la recaudación de fondos para causas benéficas u otro evento dictado por la contingencia; así han pasado eventos como el legendario Live Aid (1985) por la situación de hambruna en África; America: a tribute for Heroes (2001) en ayuda a los bomberos y la policía de Nueva York tras el 11-S, entre otros.

En estos días, la guerra en Ucrania ha movilizado a la industria musical y ha generado algunos eventos benéficos que incluyen novedades. Lo más reciente es la anunciada reunión de los británicos Portishead, quienes volverán a presentarse en vivo tras siete años, en un evento benéfico llamado War Child, en su Bristol natal, en que también estarán nombres más actuales, como Idles. Se trata de un festival agendado para el 1 de mayo cuyas entradas se sortearán a partir de quienes hagan la donación de 10 libras esterlinas por su coste; de todas formas todos los que donen podrán acceder a una transmisión en vivo acotada al plano local.

La jugada de reunir a Portishead, una de las bandas más celebradas de los noventas e ícono de la movida trip hop junto a otros exponentes como Massive Attack, va en línea con lo ocurrido en otros eventos de este tipo; ahí está la celebrada reunión de Pink Floyd (con David Gilmour y Roger Waters, pese a sus diferencias de larga data) en el marco del Live 8 (2005), ocasión que acabó como la última vez que el legendario cuarteto se presentó con su alineación completa, antes de la muerte del tecladista Rick Wright en 2008.

Pink Floyd en Live 8

En el mismo Reino Unido se han realizado otras iniciativas. El pasado 29 de marzo, se llevó a cabo el Concert for Ukraine, en Birmingham. Un espectáculo de dos horas, en que se presentaron artistas como Ed Sheeran, Camila Cabello (quien interpretó una versión de Fix You de Coldplay), Manic Street Preachers, Snow Patrol, entre otros. El evento esperaba recaudar unos 3 millones de libras esterlinas, pero como informa la prensa británica, finalmente se recaudaron 12,2, los que se donaron al Comité de Emergencias para Desastres (DEC).

Además, se espera otro evento de alcance mundial. La plataforma Global Citizen organizó una manifestación en línea, Stand up for Ukraine, agendada para este 8 de abril, es decir, un día antes de la cumbre de líderes organizada por el premier canadiensem Justin Trudeau, y la presidenta de la Comisión Europea, Ursula von Der Leyen. El cartel del espectáculo reúne a una pléyade de estrellas que van desde Metallica, a Elton John, Celine Dion, Bruce Springsteen, Billie Eilish, The Weeknd, Jon Bon Jovi, Tame Impala, el ganador de los Grammys, Jon Batiste, y los infaltables en este tipo de cruzadas, U2.

Se trata de un show cuyas ganancias, dice la organización, irán en ayuda de los millones de refugiados y desplazados a causa de la invasión de las tropas rusas en Ucrania. Asimismo, se destinarán recursos para los refugiados por los conflictos en territorios de Yemen, Sudán del Sur y Afganistán. Este se podrá seguir desde las redes sociales de la organización.

Asimismo, se han desarrollado iniciativas particulares; bandas como The Cure y New Order han lanzado poleras benéficas cuyas ganancias se destinan a organizaciones como la Cruz Roja. En otros casos, los canadienses Arcade Fire recaudaron más de US$100.000 tras una serie de cuatro shows benéficos que realizaron en marzo, en Bowery Ballroom, un recinto con capacidad para 575 personas; en la última jornada incluso contaron con la participación de David Byrne, con quien interpretaron el clásico Give peace a chance, la canción antibélica de John Lennon, de 1969. Los dineros, señalaron, se donaron a organizaciones humanitarias.

La banda del momento, los bielorrusos Molchat Doma -quienes debutarán en Chile este sábado 9 de abril en el Teatro Caupolicán- no han estado ajenos al conflicto. El pasado 1 de marzo publicaron en sus redes sociales un comunicado en que, además de condenar la invasión rusa, detallaron que donarán parte de las ganancias de su tour mundial, que incluye pasos por Coachella y Primavera Sound, a organizaciones benéficas que trabajan en el territorio ucraniano.

Mientras, Queen decidió transmitir en su canal de YouTube el show que la formación de Brian May, Roger Taylor y el cantante Paul Rodgers, ofrecieron en la ciudad ucraniana de Kharkiv, en 2008. Durante la transmisión se pidió a los espectadores hacer sus donaciones a la ACNUR, la Agencia de la ONU para los Refugiados.

No todo se acota a los shows. Otras ideas se llevan al plano del estudio de grabación, como la reunión impulsada por el sello californiano COP International, que reunió integrantes de Rammstein, Faith No More, Ministry y Filter, quienes grabaron una versión del clásico Come Together, de The Beatles. Los beneficios por transmisiones y compra en plataforma se donarán a los programas de Unicef que trabajan con niños refugiados del conflicto.

Sigue leyendo en Culto

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.