Crítica gastronómica de Don Tinto: Pulcinella, pizza y nada más



Por Álvaro Peralta Sáinz, cronista gastronómico

En un pasaje algo escondido de Providencia y rodeado de locales bien poco gourmet funciona desde el pasado verano esta pizzería de estilo napolitano que aún se conserva casi como en secreto entre los amantes de esta preparación. El local es sencillo y alberga un horno italiano, el mesón para preparar las pizzas, los baños y poco más. Las mesas están en el exterior y lo cierto es que sobre todo por las tardes el lugar suele repletarse.

Así las cosas, una tarde a mitad de semana llegué temprano junto a mi hijo para probar tranquilos algunas pizzas. Comenzamos con una Shef grande -33 centímetros- ($8.500) con salsa de tomates, mozzarella, jamón cocido y champiñones; más una Margherita pequeña -24 centímetros- ($5.200) con sus clásicos ingredientes: salsa de tomates, mozzarella y albahaca. Para beber, dos bebidas ($3.000), porque no tienen patente de alcohol. Entre la potencia del horno y que había poca gente, las pizzas llegaron rápidamente y ya de vista se notaba su estilo napolitano en toda regla. Es decir, de masa delgada y flexible con un borde alto y esponjoso, ambas servidas con un generoso chorro de aceite de oliva aplicado antes de llegar a la mesa. En el caso de la Shef el jamón venía totalmente fundido con el queso y casi tostadito con el calor del horno, lo que sumado a los champiñones le daba aún más sabor a la pizza. En cuanto a la Margherita, qué puedo decir. La acidez de la mozzarella combinada con el dulzor de la salsa de tomates, más la albahaca perfumándolo todo… una pizza perfecta.

Para seguir probando la mano pedimos una Capricciosa pequeña ($6.500), con salsa de tomates, mozzarella, jamón cocido, corazones de alcachofa y aceitunas que resultó también notable, con todos los ingredientes bien mezclados y las aceitunas con el detalle de estar marcadas en una grilla caliente, lo que le daba un leve toque ahumado a la pizza. Y la masa, a pesar de lo delgada, lograba aguantar el peso y la humedad de todo. Gran pizza.

Sin lugar a dudas actualmente en Pulcinella está la mejor pizza al estilo napolitano de Santiago y da gusto que sea en una pizzería sencilla y concentrada en lo realmente imprescindible: hacer buenas pizzas con ingredientes italianos de primera calidad. Con el dueño -también napolitano- vigilando en todo momento el buen funcionamiento del negocio y la camiseta del Napoli colgada en una pared casi como objeto de adoración. Al final, lo único que falta es una máquina de schop.

CONSUMO TOTAL

$23.200

DIRECCIÓN

Providencia 1549, local 15, teléfono 964634028, Providencia

HORARIO

Lunes a sábado, 12:30 a 21:30

PÚBLICO

Apto para todas las edades

ESTACIONAMIENTO

En las calles aledañas

EVALUACIÓN

✮✮✮✮

Calificaciones:

✮✮✮✮✮ Sobresaliente / ✮✮✮✮ Excelente / ✮✮✮ Satisfactorio / ✮✮ Mucho que mejorar / ✮ Para no volver

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.