ISP sobre venta de anticonceptivos a contra receta: “No se ha emitido ninguna normativa diferente a las ya existentes en el Código Sanitario”

anticonceptivos

Tras la preocupación por parte de usuarias que reportaron este requerimiento al momento de cursar la compra online, la entidad sanitaria detalló que quienes presenten inconvenientes con sus recetas pueden acudir al químico farmacéutico para recibir orientación y evaluar caso a caso. En conversación con La Tercera, el director del ISP, Heriberto García, afirmó: "Estamos en una situación excepcional de pandemia que amerita que no nos orientemos a estar fiscalizando el que se vendan estos medicamentos, como lo son los anticonceptivos, con receta".




Este fin de semana se viralizó en redes sociales la denuncia por parte de varias usuarias respecto a la exigencia de presentar receta médica para adquirir sus pastillas anticonceptivas.

Exceptuando el anticonceptivo de emergencia, cadenas como Salcobrand, Cruz Verde y Ahumada, detallan en sus plataformas que para hacer entrega de estos fármacos, las clientes deben presentar una receta simple.

En horas de la tarde, el ISP emitió un comunicado detallando que las condiciones son las mismas en lo que respecta venta de medicamentos.

“Ante las consultas sobre la condición de venta de los anticonceptivos, el Instituto de Salud Pública de Chile informa que no se ha emitido ninguna normativa diferente a las ya existentes en el Código Sanitario, ni ha establecido nuevas limitaciones ni restricciones a la venta de ningún medicamento en esta pandemia”, dice el escrito.

Los anticonceptivos orales pueden ser prescritos por médicos y matronas, y dado que las farmacias son un centro de salud, los pacientes que presenten inconvenientes con sus recetas ya sean físicas, digitales o electrónicas, o bien no cuentan con ella, pueden acudir al químico farmacéutico del establecimiento para recibir orientación y evaluar caso a caso, como se hace habitualmente”, detallaron desde el ISP.

La duración de las recetas emitidas es desde los seis meses anteriores a la publicación del decreto de alerta sanitaria, es decir a partir de septiembre del año 2019, y tendrán una validez de hasta seis meses después del término de la alerta sanitaria.

En conversación con La Tercera, el director del ISP, Heriberto García, explicó que alrededor de un 20% de medicamentos se vende sin recetas y reafirmó la información por parte del ente de salud: “Nosotros no hemos sacado ningún comunicado distinto ni ninguna instrucción o indicación, que diga que ahora hay que ponerse más exigente para pedir la receta médica”.

Sabemos que hay muchas farmacias que no están siguiendo la condición de venta desde siempre, y creemos que esta es una oportunidad para ir revirtiendo un poco el asunto desde el punto de educación que hay que hacerle al paciente. Claramente aquí hay un problema donde la gente cree que los medicamentos los puede comprar sin receta y eso no es tan cierto, tiene que ver también con que la gente no va a control médico incluso antes de la pandemia”, afirmó García.

Estamos en una situación excepcional de pandemia y amerita que nosotros como ISP no nos orientemos a estar fiscalizando principalmente el que se vendan estos medicamentos como los anticonceptivos con receta, pero sí que estemos pendientes de otros medicamentos, que por salud pública o por el riesgo que pueda existir, requieren estar más pendiente. Entiéndase por estos un antidepresivo, un antibiótico, o corticoides, que la gente ya sabe que se vende con receta y no significa mayores inconvenientes”, añadió.

“En el fondo el riesgo de que un medicamento se venda sin receta está en que tú puedas eventualmente no tener control y el medicamento puede producir alguna condición adversa. De ahí la importancia de que los medicamentos se vendan con controles médicos y la farmacia pida la receta”, aclaró García.

Previo a la publicación por parte del ISP, la ministra de la Mujer y Equidad de Género, Mónica Zalaquett, aseguró que están trabajando en la evaluación del reglamento en este aspecto.

Estamos realizando gestiones para que el ISP revierta en el más breve plazo la disposición de exigir receta médica para la compra de anticonceptivos”, informó a través de Twitter la ministra de la Mujer. “Esta medida vulnera aún más a miles de mujeres que ya enfrentan situaciones complejas por esta pandemia”, añadió Zalaquett.

El director del ISP confirmó a La Tercera que la ministra Zalaquett se comunicó con ellos, al igual que “algunos senadores”, conversación de la que García concluye que “efectivamente puede haber una mirada distinta, no solo para los anticonceptivos, estoy velando más bien por la situación de varios medicamentos que la gente compra sin recetas y que probablemente tenemos que hacer algo para que se facilite el acceso”.

En horas de la mañana, la bancada PPD anunció que ofició al Instituto de Salud Pública (ISP) y a la subsecretaria de Salud, Paula Daza, para que revierta la solicitud de receta para comprar anticonceptivos.

“Nos han llegado numerosas denuncias de mujeres que al comprar sus anticonceptivos en la plataforma online de todas las cadenas de farmacias, se les exige receta médica. Me parece inaceptable esta barrera de entrada y económica en métodos de regulación de la fertilidad que está ocurriendo en nuestro país. Me sumo a la entrega gratuita de recetas y acciones para terminar con esta discriminación a los derechos reproductivos de las mujeres, a la espera de que se pueda echar pie atrás a esta disposición”, afirmó el diputado y ginecólogo, Ricardo Celis.

Por su parte, la diputada y miembro de la Comisión de Mujeres, Patricia Rubio, señaló que “es inexplicable que se esté exigiendo receta médica para los anticonceptivos, dificultando de esta manera el control de la natalidad de las mujeres, justo en momentos en que hay que evitar los desplazamientos y salidas. Basta de poner en peligro la salud reproductiva de las mujeres en Chile”.

En conversación con La Tercera, Héctor Rojas, presidente de la AFFI (Asociación de Farmacias Independientes), expresó que de acuerdo al reglamento, “Siempre se ha exigido receta”.

“Lo que pasa es que dentro de los medicamentos que exigen receta médica la gente desconocía o desconoce que tiene que tener control médico cada cierto tiempo. Entonces, de algo que sirva esta pandemia, por lo menos para que la gente se informe. El anticonceptivo también tiene que ser evaluado, tiene efectos colaterales, no los puede usar toda la vida, hay que irlos cambiando, y para eso tiene que ir cada cierto tiempo al médico o a la matrona”, explicó Rojas.

Por otro lado, afirmó que dado el contexto de pandemia y mayores restricciones a causa de esta, se debe considerar la flexiblización de ciertas medidas.

“La gente necesita una explicación al respecto. Ahora, entendemos que la ley exige que se muestre la receta, porque no es una receta médica retenida, sino que simple. Entonces pienso que, en este momento, la solución para las personas que no tengan la receta, es que se acerquen a una farmacia y hablen con el químico farmacéutico para ver de qué manera puede salvar la situación puntual”, añadió el presidente de la AFFI.

Estaremos en contacto con las autoridades sanitarias para, de alguna u otra manera, privilegiar lo que necesita el público, sobre todo por el derecho que tienen las mujeres de mantener la anticoncepción”, concluyó.

¿Qué dice el reglamento?

De acuerdo a las condiciones de venta detallados en la Ley de fármacos, los medicamentos se distinguen en tres categorías: de venta directa, de venta con receta médica, y de venta con receta médica retenida.

La receta médica puede ser expedida por un médico cirujano, cirujano dentista o cualquier otro profesional que esté legalmente habilitado para darla, en el caso de los fármacos anticonceptivos, están habilitados médicos ginecólogos y también matronas.

Además, el Instituto de Salud Pública de Chile debe señalar en el registro sanitario de medicamentos cuáles se pueden vender sin receta de un profesional habilitado, información que fue tuiteada por el director del ISP, Heriberto García.

“Ha circulado en Twitter [información] que confunde sobre la venta con o sin receta. Los medicamentos tienen como condición de venta la presentación de receta, a excepción de unos pocos”, dijo García adjuntando el link del Sistema de consultas de productos registrados.

Sobre las recetas médicas, estas deben ser “extendida en documento gráfico o electrónico cumpliendo con los requisitos y resguardos que determine la reglamentación pertinente y será entregada a la persona que la requirió o a un tercero cuando aquella lo autorice. El reglamento establecerá al menos los elementos técnicos que impidan o dificulten la falsificación o la sustitución de la receta”, detalla el Decreto 725 del Código Sanitario.

A partir de agosto de 2020, considerando las restricciones de movilidad a raíz de la pandemia de coronavirus, el ISP detalló la utilización de Sistema de Digitalización de Recetas Médicas, plataforma para recetas retenidas o cheque para uso de los médicos o prescriptores.

Para acceder a este sistema se debe ingresar a la plataforma online y se debe tener clave única y estar inscrito en el Registro Nacional de Prestadores Individuales de la Superintendencia de Salud.

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.