Alondra Arellano, nueva presidenta de Convergencia Social: “Meros acuerdos electorales no necesariamente fortalecen el objetivo de desmontar el neoliberalismo”

Alondra Arellano, la nueva presidenta de Convergencia Social.

La recién electa timonel de la colectividad del Frente Amplio sostiene que ve una mayor cercanía con las colectividades que forman parte de la Unidad por el Cambio (PC, FRVS y PRO), sin embargo, asegura que, cualquier tipo de alianzas debe pasar primero por una cercanía en el programa. "Para ciertas elecciones que se necesitan alianzas más amplias también se puede conversar, pero siempre dentro de un programa y de no hipotecar al FA", dice.




La nueva presidenta de Convergencia Social, una de las cinco colectividades que forman parte del Frente Amplio, Alondra Arellano, derrotó a la candidata que empujaban los diputados Gabriel Boric, Gonzalo Winter y Diego Ibáñez en las elecciones internas de la colectividad. La dirigenta, de 22 años, aborda las posibles alianzas con los partidos de la ex Nueva Mayoría y si bien no descarta la “unidad” del sector, asegura que esto solo es posible en base a un programa conjunto. Entre sus primera declaraciones ya ha dicho que “nadie en el Frente Amplio ni en la Convergencia Social ha propuesto gobierno con la Concertación”.

-Su sector le ganó a una candidata apoyada por tres diputados. ¿Por qué cree que el partido respaldó seguir con la línea actual de la dirigencia?

Nosotros desde la lista Reimpulsar la Izquierda, eso era lo que planteábamos para Convergencia Social y eso tuvo un respaldo muy amplio. Esa fue la razón del triunfo. Además de que también logramos conectar con la militancia de base, por la experiencia también que tienen mis compañeros y compañeras que iban en este proyecto. Y también mi trayectoria propia ayudó a que pudiéramos conectar con la militancia que estaba día a día trabajando. Ganó este proyecto de fortalecer la izquierda, el FA y al partido.

-¿Cree que tuvo algo que ver que su lista representaba, por ejemplo, seguir una política de alianzas más “a la izquierda”?

Sí. Ahora, hay un acuerdo mayoritario en el partido y la otra lista también lo expresaba, que es fortalecer un proyecto que sea antineoliberal. En el cómo son las estrategias, las tácticas, se iba diferenciando, pero evidentemente Gael Yeomans en términos de políticas de alianzas, y esta conducción en general, ha tenido un buen desempeño y ha implementado también los acuerdos del partido. Nosotros levantamos un congreso estratégico para responder estas preguntas y la conclusión fue el fortalecimiento del FA y de un programa que esté de acuerdo con nuestros principios socialistas y feministas.

-Entonces, ¿cuál es su posición respecto del debate sobre acercarse o no a la ex Nueva Mayoría?

Lo importante acá es fortalecer el FA. Ese es el primer objetivo que compartimos con todos los movimientos y partidos que están aquí. Es importante fortalecer los acuerdos programáticos con quienes tenemos un horizonte común, con quienes tenemos acuerdos comunes para poder impulsar de manera contundente una agenda de transformaciones y lógicamente ahí encontramos a Unidad por el Cambio. Pero esto no quiere decir que no pensemos en alianzas puntuales mucho más amplias para lograr avances, por ejemplo en el Congreso, con distintos sectores políticos.

“Es importante fortalecer los acuerdos programáticos con quienes tenemos un horizonte común, (...) y lógicamente ahí encontramos a Unidad por el Cambio”.

-Y respecto de los otros desafíos electorales, como municipales, convencionales o lo presidencial. ¿Hay disposición o apertura a mirar hacia la ex Nueva Mayoría?

Es que aquí hay que distinguir porque hay desafíos electorales que requieren acuerdos más amplios y otros que no y eso es puramente táctica electoral. Es importante el programa, pero además es importante que el FA dé esa discusión dentro de sus partidos. En Convergencia Social estamos dando este proceso congresal, que para ciertas elecciones que se necesitan alianzas más amplias también se puede conversar, pero siempre dentro de un programa y de no hipotecar al FA. Eso es lo que quiero trasmitir. Y todavía estamos tomando las decisiones respecto a eso, en los espacios de base, de dirección, en el Congreso.

-¿Hipotecarse?

Me refiero a que es importante que como Convergencia Social defendamos una agenda clara. Y teniendo esa agenda clara, ya sea para la constituyente, el plebiscito, de acuerdo a eso hagamos las alianzas que sean correspondientes. Ya hemos visto en gobiernos anteriores que meros acuerdos electorales no necesariamente fortalecen el objetivo claro que es desmontar el neoliberalismo en Chile.

-Sobre ese programa, ¿ustedes estarían dispuestos a ceder?

La fuerza del programa la vio la gente en la calle, esa es nuestra fuerza. Es muy apresurado hablar hoy de una negociación, pero esa es mi idea principal. La fuerza del programa, de No+AFP, de una salud de calidad, de la educación gratuita, de no más violencia de género o sexual, la dio la calle. Y la dan hoy las y los vecinos desde sus ventanas.

-Pero para poder llegar a hablar de alianzas o entendimientos, ¿la idea es que los otros empiecen a acercarse a este programa del FA?

Yo voy a ser electa presidenta de Convergencia Social, no podría decir qué van a hacer los otros partidos. Lo que puedo decir es que el programa que tenemos es robusto, que hace eco y que tiene que seguir haciendo eco en la gente. Y las demandas que se levantaron desde octubre van a ser nuestra hoja de ruta.

-¿Comparte la idea de que el FA se tiene que preparar para ser gobierno hoy?

Es evidente que somos una coalición política, un partido, y obviamente apostamos a ser gobierno, pero primero pongamos los bueyes y luego la carreta. Pongamos el programa de gobierno que levantaríamos y ahí vamos viendo con quienes empujarlo. El Frente Amplio tiene un programa de gobierno, que levantamos desde la candidatura de Beatriz Sánchez y aunque no hemos sido gobierno desde la lucha social estamos avanzando en varios puntos del programa y, sobre todo, en la nueva Constitución.

-¿Beatriz Sánchez es su candidata presidencial?

Nosotros estamos en un congreso donde vamos a decidir eso, pero sin duda Beatriz Sánchez es la figura más conocida y es el liderazgo más importante del FA. Aún queda tiempo para las presidenciales y tenemos que tomar una decisión colectiva.

Comenta