Empanadas de pino 2021: una selección personal

Ilustración: César Mejías.

Sin ánimo de entrar en ránkings ni comparaciones odiosas, aquí están las empanadas que más me gustan. Algunas clásicas y antiguas, otras recién aparecidas, varias a domicilio y todas bien ricas.



¿Cuál es la mejor empanada de Santiago? Se sabe: la que a cada uno le guste más. El resto es música.

Salvo contadas excepciones, nadie atraviesa la ciudad para comprar una empanada. De hecho, por lo general, todos optamos por expendios cercanos a nuestras casas, trabajos o el lugar donde solemos pasar los almuerzos de domingo. Por lo mismo, lo que uno tiene “mapeado” acerca de esta preparación es siempre una muestra muy acotada de la ciudad. Así las cosas, bajo estos cánones es que les presento mi selección de empanadas para estas Fiestas Patrias.

La Tinita: un regreso triunfal

Hace un año, este típico local de empanadas del Mercado de Providencia permanecía cerrado a causa de la pandemia y el correspondiente confinamiento. Esto hizo que sus fieles parroquianos nos quedáramos, por primera vez en mucho tiempo, sin sus deliciosas empanadas durante las celebraciones.

Afortunadamente, este 2021 las cosas han cambiado y La Tinita está funcionando de manera normal. Es decir, todos los días de la semana, a contar de las nueve de la mañana —y casi hasta las tres de la tarde— uno puede conseguir sus empanadas ($2.200).

¿Cómo son? De una masa más bien gruesa pero muy agradable al paladar, ya que tiene suficiente materia grasa para hacerla suave y flexible. Su relleno es un pino que en realidad parece un guiso de carne: suave, gustoso y cremoso, más la clásica trilogía aceituna, huevo y pasas. Un clásico de Santiago que vale la pena disfrutar en septiembre y todo el año. Ojo, que durante esta semana no tomarán reservas, por lo que hay que ir y comprar en el local (el domingo 19 no abrirán).

Antonio Bellet 58, local 7, Providencia. +56 2 22364199.


Panificadora Tobalaba: clásicamente buena

Esta panadería, ubicada en Av. Tobalaba poco antes de llegar a Francisco Bilbao, funciona como tal desde mediados de los años setenta y lo hace a la antigua. Es decir, se vende pan —corriente, especial, molde— durante todo el día (va saliendo recién hecho prácticamente cada una hora), además de ofrecerse algunas cosas para echarle, como fiambres, quesos y poco más. Por supuesto, también tienen empanadas de pino ($1.990). ¿Qué tal son? Clásicas, tanto en su forma como en el sabor. Su pino es con carne picada y son más bien compactas; es decir, vienen bien rellenitas y la masa, medianamente gruesa, las soporta adecuadamente. No tienen mucho jugo pero no por eso son secas, ideales para comenzar a abrir las botellas de tinto. Y a no olvidar: solo se pueden comprar en el local.

Av. Tobalaba 2101,Providencia. +56222098340


Fork: grata sorpresa

Hace un par de años que los locales de esta cadena especializada en comida preparada, charcutería y pan —entre otros productos— se han transformado en parte del paisaje de varias comunas de la zona oriente de Santiago. Desde siempre, entre su oferta de productos han tenido una variedad de empanadas con rellenos más bien novedosos, como ají de gallina, quesos, camarones y más. Sin embargo, por estas fechas están ofreciendo una serie de empanadas bien clásicas, aunque yo me quedo con una que llaman “de carne 2.0″ ($1.990): es de buen tamaño, masa firme pero suave, con un pino de carne picada a cuchillo y muy bien cocinado, porque queda todo bien ligado con la cebolla y un ligero gusto a comino y merquén. Lleva también aceituna y huevo, pero no pasas. En mi opinión, es una muy buena empanada promedio, que puede dejar satisfecho a todo tipo de comensales, ideal para comprar en grandes cantidades y abastecer un asado dieciochero masivo.


BeChef: cómodas y buenas

Con tanto emprendimiento de comidas preparadas y delivery que apareció durante el año pasado, no es extraño que ahora también tengamos la posibilidad de pedir unas buenas empanadas de pino a la puerta de la casa. Esto sucede en el caso de BeChef, una tienda con envío a domicilio que ofrece distintas preparaciones, y que por estos días se luce con una particular empanada de carne deshilachada ($3.990 las dos unidades), muy sabrosa, envuelta en una masa ligera pero que logra resistir la humedad de este peculiar pino. Si quieren algo diferente pero sin salirse de la onda dieciochera, esta puede ser la opción. Además, nada mejor que lleguen a la casa —tienen despacho a todo Santiago—, sin largas filas ni esperas.


La Punta: sabrosas como siempre

La Punta es antigua y conocida: su local original de Av. Las Condes quedaba justamente en una punta, ubicación que le dio el nombre a esta actual cadena de pastelería y platos preparados. Aunque la historia sea conocida, la verdad es que sus empanadas ($1.970) están más que vigentes: pino bien preparado, con carne picada y buena cantidad de cebolla y aliños. Masa firme pero suave en boca, que conserva muy bien su humedad interior. Probablemente, de las mejores de Santiago, año tras año. Por lo mismo, vale la pena mencionarlas, recordarlas y por supuesto recomendarlas.


Zunino: tanta gente no puede estar equivocada

Cada día, al pasar por fuera del Emporio Zunino, justo en las afueras del Mercado Central, la escena es la misma: filas de personas esperando a comprar sus empanadas de pino o de queso. Unas colas que no se produjeron con las restricciones de la pandemia, sino que son parte del paisaje desde mucho antes. Tanta gente sencillamente no puede estar equivocada, por eso vale la pena detenerse en estas empanadas. ¿Cómo son? Grandotas, con una buena cantidad de pino preparado con carne molida, bastante cebolla y aliños, pero que se sienten en perfecta armonía. No es seca ni jugosa, sino que justamente juega en ese término medio. Es contundente y llenadora, por lo que si bien sirve para el fin de semana, está claro que la gente las usa como almuerzo popular durante la semana. Aún así, no estaría mal pasar uno de estos días por Zunino y llevarse unas cuantas a casa. Atención: no abren los domingos.

Puente 801, Santiago Centro. +56 226988895.


Ambassador: para los que saben

No son pocas las personas que todos los domingos pasan a buscar su dosis correspondiente de empanadas de pino ($1.990) a este clásico local de Providencia, especializado desde 1979 en platos preparados y licores, como también en ostras y langostas. ¿Por qué tanta fidelidad con el Ambassador? Simple: porque son buenísimas. Contienen un pino bien húmedo, cargadito a la cebolla, pero tan bien preparado que se disfruta. Su sello de distinción es la masa, bien fina, casi quebradiza, pero que resiste justo ese pino humeante que tanto gusta. Al final, se trata de una empanada delicada, perfumada y muy rica. Para pasar a buscarla el domingo y toda la semana.

Av. Tobalaba 975, teléfono 222318145, Providencia


Bonus Track: ¿NotPino?

Así se llama la empanada de pino que acaba de sacar al mercado la gente de NotCo (especialistas en alimentos basados en plantas, sin nada de materia animal) y la conocida empresa de masas industriales Bredenmaster. ¿El resultado? Una empanada apta para quienes no comen carne ($4.490 las dos unidades), ya que su pino se hace con su producto NotMeat, un sucedáneo de carne molida elaborado con ingredientes cien por ciento vegetales. Por esas cosas del destino me tocó probar un par. La verdad es que saben a empanada de pino, con una textura del relleno casi de pasta, bien húmedo, aunque con poco gusto. Aún así, bastante pasable, sobre todo para alguien que no quiere comer carne de verdad.


*Los precios de los productos en este artículo están actualizados al 14 de septiembre de 2021. Los valores y su disponibilidad pueden cambiar.

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.