Corporate Venturing: el modelo que está entrando a las compañías chilenas

Foto: AGENCIA UNO.

El fenómeno de Cornershop y NotCo está modificando la mentalidad de grandes compañías y empresarios chilenos con respecto a la innovación, donde la respuesta podría estar en invertir en startups. El modelo, también podría ser una salvación para las incubadoras y aceleradoras universitarias.




Varias incubadoras y aceleradoras universitarias están nerviosas. Existe la posibilidad de que Corfo deje de entregarles el fondo SSAF-Innovación para dárselos directamente a las startups ($60 millones por ganador). ¿Cómo reinventarse?

Un camino puede ser subirse al carro del corporate venturing, concepto que involucra las distintas formas de vinculación entre grandes empresas y startups, donde uno de los mecanismos clave es el corporate venture capital, que corresponde a la creación de un fondo de capital de riesgo corporativo enfocado en la inversión en emprendimientos.

El tema no es menor si consideramos que luego de la compra de Cornershop por Walmart el año pasado, se reabrió la polémica acerca del poco apoyo que le dan las grandes compañías y empresarios a las startup locales. Pero así y todo, estamos bastante bien con respecto al vecindario. Según un estudio realizado por Wayra de Movistar Chile (una de las primeras en apostar por el corporate venturing) y Prodem, las iniciativas de apoyo de grandes compañías a emprendedores en América Latina aumentó más de 10 veces de 2016 a 2018. Actualmente, hay 183 programas liderados por 155 empresas, entre las cuales 12 que son parte de la lista de las 89 compañías más grandes -según cotización bursátil- de la región (ver gráfico). Chile está en el tercer lugar, donde asoman nombres como Aguas Andinas, Accenture, BCI, Entel, BancoEstado y Engie, entre otras.

Pero las que realmente utilizan el modelo de corporate venturing son contadas con los dedos de una mano. "En Latinoamérica es un fenómeno joven, que está creciendo a un ritmo acelerado. Que cada vez más empresas inviertan en startups, a través de corporate venture capital daría un impulso enorme al ecosistema, transformándolo en una industria real, como ocurre en Norteamérica y Europa", comenta Claudio Barahona, country manager de Wayra. El 70% del portafolio local de startups de esta entidad, ha trabajado con Movistar, "logrando cerca de €5 millones en los dos últimos dos años", agrega Barahona. Algunos ejemplos son Simpliroute (rutas de despacho) y Cloner (respaldo informático).

Por su lado, tanto la Asociación Chilena de Venture Capital como Corfo ya están tirando líneas para fomentar esta metodología y entusiasmar a las grandes firmas.

Otra empresa que utiliza el corporate venture es Masisa, con Masisa Lab. Según José Catalán, gerente de Innovación de esta compañía, "la idea nació en 2015. Necesitábamos Cambiar algunos productos porque era un tema de supervivencia del negocio. Comenzamos a estudiar el modelo de venturing e innovación abierta, además de cómo se hacían inversiones y contratos con startups".

Hoy apoyan a 9 empresas que tienen relación con el rubro, pero les llegan cerca de 200 postulaciones al año. El objetivo es invertir entre 4 a 7 anualmente con tickets de entre US$30 mil y US$150 mil, con una participación promedio entre el 3% al 10%. La meta es llegar a 40 empresas en 2020. Algunos ejemplos son Profábrica (apoyo al diseño de volúmenes pequeños), Monitor (IoT industrial) e Isolcork (revestimientos de corcho).

Una de los socios de Masisa Lab desde el año pasado ha sido UDD Ventures, que ya ha invertido en dos startups del portafolio de esa compañía mediante el SSAF. "Somos una incubadora y aceleradora universitaria, pero estamos interesados (y el directorio no los pide) en explorar nuevas unidades de negocio para nuestra sustentabilidad financiera, que en este momento depende en gran parte de Corfo. Por eso que involucrarnos a apoyar el corporate venturing puede ser clave", comenta Ángel Morales, director ejecutivo de UDD Ventures.

Y la meta es clara: quieren entusiasmar a grandes compañías para que adopten este modelo en tres industrias: e-commerce, banca y retail. "El 70% de nuestro portafolio de startup está en esa área. Además, en el barrio (Latam) Chile se destaca en esas industrias", concluye Morales.

Comenta