Exministro de Hacienda Rodrigo Valdés califica de “imprudente” fórmula del gobierno para financiar ampliación del Pilar Solidario en pensiones

Rodrigo Valdés

El economista cuestionó que se apueste por recursos transitorios y asociados al crecimiento, en vez de fuentes permanentes. Dijo a Pulso que una forma de financiar esta mayor cobertura solidaria podría ser la eliminación de exenciones tributarias.




Siguen las controversias respecto a la nueva propuesta del gobierno que se incorporará al proyecto de reforma de pensiones, y que anunció la semana pasada el Presidente Sebastián Piñera.

Esta vez fue el turno del exministro de Hacienda Rodrigo Valdés, quien en una carta publicada esta mañana en El Mercurio, tildó de “imprudente” la fuente de financiamiento de la ampliación del Pilar Solidario desde el 60% al 80% de la población más vulnerable.

Cuando se presentó la reforma, el actual titular de Hacienda, Rodrigo Cerda, indicó respecto al financiamiento que “tenemos mayores ingresos extraordinarios (5G), lo que nos da espacio este año. Y el mayor crecimiento que estamos viendo nos da mayores espacios para años venideros”.

Valdés dijo que ampliar el Pilar Solidario es “un paso deseable y cada vez más necesario, dados los daños previsionales provocados por los retiros del 10%”. Pero que esta idea, “sin un financiamiento robusto, es imprudente”. El doctor en Economía del MIT agregó que las holguras esperadas por Hacienda “son el resultado de un feble y hasta cierto punto fantasioso ejercicio de proyección. Supone que los ingresos fiscales crecerán 7,2% promedio anual en 2023-2025 y los gastos solo 0,4% por año en el mismo período”.

El exministro afirmó que esto “contradice la sana tradición de los últimos 30 años de evitar el absurdo de proponer financiar gastos permanentes con ingresos por una vez (como la licitación del 5G) o con arbitrarias proyecciones de alto crecimiento y pocos gastos”.

Además, Valdés postuló que hay “falta de coherencia” en Hacienda, ya que actualmente la situación fiscal es aún peor de lo que era en 2018, cuando ya había inquietud y había un compromiso por reducir el déficit. El economista agregó, eso sí, que esto es producto de la pandemia y el estallido social, por lo que “no tiene sentido pasar cuentas por esas promesas (de reducción de déficit). Habría sido necio intentar cumplirlas. Pero lo que parece incomprensible es comprometerse a un mayor gasto permanente bajo una situación deteriorada”.

Finalmente, indicó que hay otra razón técnica, que es que en la última reforma al Pilar Solidario respecto del Aporte Previsional Solidario (APS) en retiro programado, los jubilados primero agotan sus ahorros y luego el fisco los apoya. “Esto significa que parte del gasto por la ampliación del Pilar se pagará más adelante. Beneficios para hoy, gasto fiscal mañana. Una asombrosa similitud con los retiros del 10%”. Ante ello, Valdés expresó que espera que “el Consejo Fiscal Autónomo le haga ver al gobierno que su propuesta es imprudente”.

El economista indicó a Pulso que una de las formas para financiar esta ampliación del Pilar Solidario es “terminar con algunas exenciones tributarias”. Esa, a su juicio, es una fuente posible de financiamiento, pero “puede haber otras”. Valdés forma parte del grupo de expertos convocados por el exministro Ignacio Briones para ver cambios impositivos y cuyo primer informe sobre exenciones tributarias fue entregado a principios de año al gobierno.

Comenta

Los comentarios en esta sección son exclusivos para suscriptores. Suscríbase aquí.