Uno solo gana: el Lamborghini Urus se bate a duelo con el Jeep Grand Cherokee Trackhawk

El preparador estadounidense Hennessey puso frente a frente en una prueba de velocidad a dos de los SUV más potentes y rápidos del mundo. ¿Quién venció?




Nada menos que 1.348 caballos son protagonistas en el último desafío planteado por Hennessey Performance, que puso a correr a un Jeep Grand Cherokee Trackhawk (debutó en Chile en mayo) contra un Lamborghini Urus. El preparador estadounidense, que seguramente está planeando algo aún más brutal, dice que ambos modelos -el estadounidense y el italiano- corresponden a las versiones de serie (aunque solo por ahora).

Para refrescar la memoria, el Grand Cherokee Trackhawk era hasta hace unos días el SUV más poderoso del planeta (hasta que lo superó su primo, el Dodge SRT Hellcat) y esconde bajo el capó -no sin gran esfuerzo- un enorme motor V8 de 6.2 litros con supercagador que entrega 707 caballos y 868 Nm de torque máximo. Pesa en vacío 2.531 kilos.

Por otra parte, el Urus de Lamborghini desprende 641 caballos de un motor V8 biturbo de 4.0 litros que alcanza 850 Nm. Eso sí, pesa solo 2.272 kilogramos.

Como puedes ver, ambos son bastante equitativos en un sprint, pero donde si toma distancia el SUV italiano respecto de su colega estadounidense, es en el tarifario. Con el dinero que cuesta un Lamborghini Urus (unos € 250 mil), alcanzan tres Grand Cherokee Trackhawk y, además, sobra vuelto -unos $ 19 millones- para una que otra regalía. También habrá que decir que el familiar fabricado en Italia sobrepasa los 300 km/h, en tanto que el Jeep ‘se queda’ en los 290 km/h. Ahora, otra cosa sería verlos en circuito...

También te puede interesar leer: Otra locura ronda en la web: el 1/4 de milla entre un Hummer y un Suzuki Jimny...

Comenta