“Esta ley no significa en ningún caso impunidad”: Presidente Piñera promulga indulto conmutativo que beneficiará a 1.300 condenados en el marco del coronavirus

La ceremonia que se llevó a cabo en La Moneda se efectuó luego de que esta jornada se diera a conocer el fallo del Tribunal Constitucional (TC) que el pasado lunes 13 de abril decidió rechazar un recurso presentado por senadores de Chile Vamos en contra de la iniciativa de gobierno.




"Esta ley de indulto general no significa en ningún caso impunidad para quienes fueron condenados, puesto que esta ley no extingue la responsabilidad pena y no elimina la condena; lo que sí hace es que modifica la forma en que se cumple la pena, sustituyendo la reclusión en penales por privación total en los domicilios”, sostuvo esta jornada el Presidente Sebastián Piñera.

Ocho días después de que el Congreso aprobara y despachara el veto aditivo anunciado por el gobierno al proyecto de indulto conmutativo que beneficia a un grupo de 1.300 reclusos en medio de la emergencia por el Covid-19, la iniciativa fue promulgada hoy por el Mandatario.

Un proceso -desde su tramitación en el Parlamento hasta su promulgación- que no estuvo exento de polémicas y que generó una disputa entre el gobierno y el bloque oficialista.

La ceremonia que se llevó a cabo en La Moneda -y que contó con la presencia del ministro de Justicia, Hernán Larraín- se efectuó luego de que esta jornada se diera a conocer el fallo del Tribunal Constitucional (TC) que el pasado lunes 13 de abril decidió rechazar un recurso presentado por senadores de Chile Vamos en contra de la iniciativa de gobierno.

En dicha acción los parlamentarios acusaban una supuesta “discriminación arbitraria” por no incluir a condenados por delitos de lesa humanidad. Esto porque la iniciativa aprobada por el Parlamento establece que los condenados por delitos menores, entre los que están mayores de 75 y mujeres embarazadas y con hijos menores de 2 años, puedan cumplir arresto domiciliario total para evitar el riesgo de contagio con coronavirus.

A dicho recurso de los senadores se había sumado una segunda presentación, esta vez por parte de diputados oficialistas. Pero tras el rechazo del TC al primer requerimiento, los representantes de Chile Vamos en la Cámara Baja decidieron no seguir con la acción, haciendo un llamado al Presidente a aplicar indultos humanitarios.

Esta determinación permitió acelerar el avance de la iniciativa y así ser promulgada esta jornada por el Presidente. Así los primeros beneficiados dejaran las cárceles este fin de semana.

“Esta ley permite fortalecer la capacidad del Estado de proteger la salud y la vida de las personas privadas de libertad, de los gendarmes y sus familiares”, indicó Piñera durante la ceremonia.

Para agregar que "el principal compromiso del gobierno y del Estado es siempre con las víctimas de la delincuencia, pero también debemos tratar con humanidad y proteger la salud y la vida de los privados de libertad”.

El Presidente hizo hincapié en que si los beneficiados por esta medida la llegan a incumplir o cometan algún crimen o simple delito durante el cumplimiento de la pena a la cual se ha conmutado, volverán a recintos penitenciarios.

Ley humanitaria y Punta Peuco

El Mandatario también hizo referencia al proyecto de ley humanitaria que beneficia con la conmutación de pena a condenados con enfermedades terminales y mayores de 75 años con la mitad de la pena cumplida, sin importar el delito.

Proyecto que el gobierno reactivó en el Congreso como un “gesto” a Chile Vamos tras las diferencias surgidas en la tramitación de este indulto conmutativo.

“A diferencia del proyecto de Ley que promulgamos hoy, que tiene como objetivo descongestionar las cárceles por razones sanitarias, este proyecto que está en el Congreso lo que busca es fundarse en razones humanitarias, que son asegurarle a todas las personas, el derecho a una muerte con dignidad", aseguró el Presidente.

Consultado por el caso de los condenados en Punta Peuco, excluidos en este proyecto de indulto conmutativo, el Mandatario insistió en la iniciativa de ley humanitaria y que creía que “todos tienen el derecho a morir con dignidad”.

Comenta