“Ignorancia” y “preferencias ideológicas”: Abogados de Fundamenta cuestionan revés ambiental de megaproyecto inmobiliario en Ñuñoa

Proyecto Egaña - Comunidad Sustentable.

A través de sus cuentas de Twitter, los abogados Rodrigo Benítez y Edesio Carrasco, socios del estudio Schultz, Carrasco & Benítez y asesores de la inmobiliaria, criticaron duramente la decisión de la Comisión de Evaluación Ambiental de la Región Metropolitana. Insistieron en que la iniciativa, que considera una inversión de US$300 millones y que contempla la construcción de cuatro torres, contaba con el visto bueno del órgano técnico para su calificación favorable.




La consejera de la Región Metropolitana, Sofía Valenzuela, militante de Revolución Democrática (RD) salió a defender la última votación de la Comisión de Evaluación Ambiental de la Región Metropolitana que rechazó la Resolución de Calificación Ambiental (RCA) del proyecto “Egaña-Comunidad Sustentable”, que considera la construcción de cuatro torres de 32 pisos y una inversión de US$300 millones.

A la fecha, el proyecto que se ubica en el cruce de las avenidas Irarrázaval con Américo Vespucio en la comuna de Ñuñoa, presenta un avance del 33% de su construcción y emplea a un total de 1.300 personas.

Para la consejera regional, la inmobiliaria Fundamenta sólo se ha referido a la proyección de sombras en edificios y no como las sombras del megaproyecto afectan a vecinos, como, por ejemplo, en jardines, ropa tendida, esparcimiento y humedad en el invierno.

A través de Twitter, la consejera regional expuso que la inmobiliaria dice aplicar la norma europea del modelamiento y usa el día con más sombra en el año: luego señaló que el modelamiento se hace el 21 de marzo, pero el día con más sombra es el 21 de junio. “Este último error es clave, pues deja en evidencia que el modelamiento presentado está mal hecho y la sombra proyectada sobre otras edificaciones sería mucho mayor, dejando muchas edificaciones bajo la norma propuesta”, sostuvo en la misma red social Sofía Valenzuela, quien expuso en la sesión de hace una semana en la que los seremis de la Región Metropolitana rechazaron el proyecto por 9 votos a 2.

Frente al “hilo”, la respuesta del abogado de Fundamenta, Rodrigo Benítez fue prácticamente inmediata. El ex subsecretario del Ministerio del Medio Ambiente del primer gobierno de Sebastián Piñera sostuvo: “Estimada consejera, le recomiendo leer en detalle la adenda del proyecto y no desinformar. Se propone efectivamente la norma de la Unión Europea, por lo que podría construirse en Londres o París, pero no en Ñuñoa ¿Algo no anda bien o es un asunto puramente ideológico?”, consultó.

Al igual que lo hiciera en la sesión del pasado lunes, el abogado sostuvo que el Servicio de Evaluación Ambiental (SEA) -órgano técnico dependiente del Ministerio del Medio Ambiente- recomendó aprobar la Declaración de Impacto Ambiental de la iniciativa, añadiendo que no considera efectos negativos significativos.

“El servicio validó el análisis y recomendó aprobar. Fue un rechazo totalmente político. Es cosa de escuchar la sesión”, concluyó Benítez.

Más duro en el tono se mostró Edesio Carrasco, abogado, socio de Benítez en el estudio Schultz, Carrasco & Benítez, quien citando a la consejera regional destacó: “Mucha ignorancia en esta declaración, carente de sustento e información. Ante ausencia de norma en Chile, proyecto cumple por lejos con norma de la Unión Europea sobre luminosidad y refractación. No anteponga preferencias ideológicas por sobre la evidencia”.

Caminos legales

Por ahora, la defensa de Inmobiliaria Fundamenta está a la espera de ser notificada de la resolución del rechazo de la RCA por parte de la Comisión de Evaluación Ambiental de la Región Metropolitana. Una vez que ocurra esto, la inmobiliaria junto a la constructora DLA presentarán una reclamación administrativa ante la Dirección Ejecutiva del Servicio de Evaluación Ambiental (SEA), entidad que es dirigida -desde el pasado jueves- por la abogada Valentina Durán.

La inmobiliaria apuesta por conseguir destrabar el proyecto a través de la vía administrativa, pero cercanos al proyecto no desestiman la vía judicial para volver a retomar las obras, considerando que a la fecha el 40% de sus departamentos ya está vendido.

Una de las aristas que buscaría enfatizar en su reclamación es el poco tiempo que tuvieron los seremis para evaluar la iniciativa antes de emitir su votación. Aquí pieza clave en su futuro argumento serían las declaraciones de la propia Seremi del Ministerio de Vivienda y Urbanismo, Rocío Andrade, quien en la sesión del pasado lunes sostuvo: “lamento que hayamos tenido tan poco tiempo para revisar estos antecedentes. Muchos seremis estamos incorporándonos a nuestra actividad hoy y por lo tanto, cuesta analizar proyectos tan complejos en tan pocas horas. Eso es lo primero que quisiera decir para que quede en acta”.

En esa línea, otro de los argumentos expuestos en la sesión que podría servir a la inmobiliaria en su arremetida legal serían las palabras de la alcaldesa de Ñuñoa, Emilia Ríos, pues la jefa comunal admitió el carácter acotado de la audiencia, pero igualmente insistió ante la comisión que se abordaran los efectos del proyecto en su conjunto.

La alcaldesa, que dijo representar a la comunidad ñuñoína en este caso, sostuvo que “estoy muy consiente que esta es una instancia que es acotada y que se refiere a los aspectos técnicos observados por el tribunal ambiental en la Resolución de Calificación Ambiental, pero sería bastante inadecuado restringirse solamente solamente a eso”.

Al cierre de esta edición se registraban manifestaciones por parte de trabajadores de la obra en las afueras de la Municipalidad de Ñuñoa.

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.