Khipu vuelve a la carga: solicita a la Corte de Apelaciones que BancoEstado los desbloquee mientras dure el juicio y acusa “un desmedro económico gravísimo”

La fintech solicitó una orden de no innovar, porque dice que esta situación está poniendo en jaque su subsistencia. Allí apunta a que incluso si el fallo le diera la razón a Khipu, de no ocurrir un desbloqueo pronto, podría ser demasiado tarde.




Una orden de no innovar fue lo que solicitó Khipu en la Corte de Apelaciones por el bloqueo que hizo BancoEstado de su plataforma, es decir, la fintech solicitó al tribunal que el banco estatal los tenga que desbloquear mientras dure el juicio, hasta que haya un fallo del caso.

Todo ello ocurre en el marco del recurso de protección que interpuso la fintech a inicios de agosto. En el documento donde solicitan la orden de no innovar, Khipu argumenta que ya han pasado “más de 45 días desde que, el día 1 de agosto de 2021, Banco Estado bloqueó unilateralmente el servicio de recaudación electrónica que ofrece Khipu SpA a los clientes de la recurrida, sin existir fundamento legal ni fáctico para ello”.

Añaden que esta situación ha significado un “desmedro económico gravísimo” para la firma. Es que la dependencia económica de BancoEstado es alta. Según detallan en el escrito, operar con clientes de del banco estatal representaba -hasta antes del bloqueo- más del 50% de sus operaciones y más del 45% de los ingresos de la empresa.

En ese sentido, la fintech cuenta que “la viabilidad económica de Khipu SpA depende de que los comercios confíen en que la empresa es capaz de cumplir con la promesa de ofrecer una solución de pago basada en transferencia que funciona con todos los bancos; esa es su propuesta de valor. En ese sentido, el bloqueo de BancoEstado pone en duda la definición misma del servicio que los comercios han contratado, generando en éstos incentivos a buscar nuevos proveedores e incluso dejar de trabajar con Khipu”.

Es por esto que Khipu dice el tribunal que “el daño causado por BancoEstado no se restringe a los ingresos o transacciones que nuestra representada procesa con ese banco en un mes, sino a los ingresos asociados a todos los bancos, incluso en tiempo futuro”.

En definitiva, concluyen que “tal situación está poniendo en jaque la subsistencia de una fintech tan utilizada en Chile como es Khipu SpA y deteriorando de manera creciente la posibilidad de que ésta continúe prestando sus servicios y compitiendo en el mercado, incluso si en un mediano plazo esta Iltma. Corte ordenase a BancoEstado respetar las garantías constitucionales de sus clientes y de nuestra representada. Producto de ello, existe el riesgo tangible de que la resolución del recurso de autos, se constituya en letra muerta”.

Es por ello que piden “el levantamiento inmediato de las restricciones que ha implementado, a fin de evitar que sigan aumentando los efectos que el comportamiento ilegal y arbitrario de la recurrida está generando, a nivel tal que pronto se tornen irreparables”.

Origen de la disputa

Fue a inicios de agosto cuando la plataforma de pagos Khipu interpuso un recurso de protección en contra de BancoEstado. Según sostuvo la fintech en ese momento, la entidad bancaria habría intentado condicionar el desbloqueo obligándola a asumir los costos asociados a las prácticas conocidas como phishing y autofraude.

Ello, argumenta Khipu, implica que el banco está incurriendo en prácticas que atentan contra una sana competencia y garantías constitucionales.

El mes pasado la Corte de Apelaciones de Santiago declaró inadmisible el recurso de protección que interpuso Khipu contra BancoEstado por impedir en sus sistemas que los usuarios puedan utilizar dicha solución de pago para procesar sus transacciones en el comercio; pero finalmente este mes la Corte Suprema decidió revertir esta situación.

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.