Expresidente del Banco Central (1996-2003), Carlos Massad: "En la crisis asiática tuvimos que hacer algo que el mercado no comprendió"

Imagen 587306

Foto: Reinaldo Ubilla/ La Tercera




Rechazo a su primera votación en el senado

"Fue algo político contra el Presidente (Frei), no era un tema personal"

"Estaba en el Ministerio de Salud realizando mis labores habituales. De pronto me llama por teléfono el senador Andrés Zaldívar (DC) para saber si estaba dispuesto a ser consejero y presidente del Banco Central (BC). A pesar de que estaba contento con mi trabajo en Salud, mi vocación y mi profesión apuntaban más a las labores que realiza el BC y, por ello, acepté la propuesta. Días después, cuando el Presidente Eduardo Frei me habló de esta posibilidad, le dije que al momento que hiciera público mi nombre renunciaría al ministerio.

El ministro de Hacienda de la época, Eduardo Aninat, me sugirió que hiciera una consulta previa al Senado y encontré que tenía el apoyo. El día de la votación fui al Congreso y esperamos en una sala aparte los resultados. La primera votación resultó un empate, lo que ya era una sorpresa, y luego, en la segunda instancia, se rechazó mi nombre por un voto, lo que fue aún más sorpresivo. El rechazo fue algo político contra el Presidente, no era un tema personal.

Después de ese episodio me fui a pasar unos días fuera de Santiago, a Pichidangui, ya que es ahí donde tengo mi casa de veraneo. Cuando iba de camino recibo un nuevo llamado de Zaldívar y me dice que tiene una carta firmada por la mayoría de los senadores, donde piden que mi nombre sea repuesto. Le dije que aceptaba, pero le advertí que no iba a ir a la votación, sino que esperaría en Pichidangui. Se hizo la votación y se aprobó mi nombre.

Pasaron unos días antes de asumir. Cuando llegó el día, yo estaba enfermo, así que fui al BC a cumplir con la formalidad y luego me devolví a mi casa a pasar el resfrío".

Su momento más complejo

"Al principio (de la crisis asiática) hubo diferencias con el ministro de Hacienda, Eduardo Aninat"

"Cuando llegué al BC comenzamos a revisar lo que se debía hacer para tener una inflación más baja: 5% era mi meta. En ese momento, el BC trabajaba con tasas de interés reales, pero cuando se tiene una inflación baja, las tasas reales ya no funcionan, por ello, para poder manejar bien períodos de menor inflación, había que pasar a tener una tasa de interés nominal. Entonces empecé a presionar para avanzar en esa dirección. Comenzamos a preparar el camino para emitir papeles nominales y avanzar hacia un tipo de cambio flexible. Esto fue en 1997.

Cuando llegó el shock asiático, todavía no estábamos preparados para un tipo de cambio flotante. Se pudo haber hecho algo más, pero dentro del gobierno había mucha duda y se tuvo que concentrar todo el efecto en la tasa de interés. Se tenía que mantener el tipo de cambio dentro de ciertos límites y la única forma de hacerlo era subiendo la tasa de interés.

Tuvimos que hacer algo que el mercado y la gente no logró comprender mucho. La tasa de mercado estaba muy alta (23% a 24%) y la única forma de bajarla era subiendo la tasa de interés del BC. Entonces lo que hicimos fue elevarla desde 8,5% a 14%. Se mantuvo en ese nivel y luego, en menos de una semana, las tasas de mercado comenzaron a bajar.

Hubo mucha discusión interna en el gobierno. Al principio hubo diferencias con el ministro de Hacienda de la época, Eduardo Aninat, pero luego se fueron acercando posiciones. Era una situación delicada y por ello era mejor que lo resolviera el propio Presidente Eduardo Frei, quien entregó su apoyo al Banco Central.

Esta era la oportunidad para iniciar el proceso de flotación cambiaria y así fue como se comenzaron a ampliar gradualmente los márgenes de la flotación del dólar hasta que fueron irrelevantes y desaparecieron sin ningún trauma.

En ese período también se empezaron a establecer reuniones fijas de política monetaria, a comunicar las minutas de ellas y se creó el Informe de Política Monetaria, que ahora está cada vez más perfeccionado. Las bases del sistema como el tipo de cambio flexible, la tasa de interés nominal y la supervisión bancaria se establecieron en ese período. Si bien esto se venía pensando desde antes, la crisis fue la oportunidad para ponerlo en práctica.

¿Alguna autocrítica? Si hubiéramos podido ser más clarividentes y anticiparnos a la crisis y soltar las bandas cambiarias antes, hubiéramos tenido menos efectos".

Caso Inverlink

"Siempre pensé en renunciar, pero no la iba a concretar sin hacer correcciones"

"Yo lo descubrí (el 29 de enero de 2003). Estaba en mi oficina y me rebota un correo de mi propio computador que yo no había enviado. Lo reviso y el destinatario era un señor de apellido (Enzo) Bertinelli, que no conocía, y dije: ¡Esto no puede ser! Llamé al jefe de computación y le pedí que revisara el equipo. Le indiqué, además, que pusiera vigilancia remota a mi computadora para saber quién la estaba ocupando en mi ausencia y que dejara a alguien de seguridad para cuando se detectaba una situación de este orden.

Luego de ese proceso de investigación, resultó ser que esta señora (Pamela Andrada, segunda secretaria de Massad) había enviado información privada sobre un documento que estaba en estudio por parte del BC, lo que claramente era una infracción de las normas del banco. Se abrió un sumario. Ella confesó lo que había pasado. Se finalizó su contrato y el BC redactó la querella correspondiente.

Siempre pensé en renunciar, pero no lo iba a concretar sin corregir las deficiencias que ayudaran a que esto mejorara. Le pedí al gerente general que hiciera un trabajo para mejorar los procesos de los documentos internos del banco. Cuando esto estuvo listo, le fui a presentar mi renuncia al Presidente Lagos. Él me entendió, porque mi presencia en el banco no lo ayudaba, ya que todos los ataques se centraban en mi persona. Y así fue, porque una vez que dejé el BC los problemas se acabaron. El Presidente fue muy gentil conmigo, me entendió, y en un gesto de confianza hacia mi persona me pidió que me quedara un mes más, mientras buscaban mi reemplazo y eso fue lo que hice".

Logro personal y del BC en los 30 años

"Es importante mantener el mismo esquema de política por 20 años. Eso genera certidumbre"

"Un logro personal es el haber mantenido la tasa de inflación bajo 5%, la aplicación del tipo de cambio flexible y la nominalización de la tasa de interés.

A nivel global, un elemento clave ha sido la autonomía, ya que de no ser por este hecho, ningún cambio se habría realizado.

Un logro importante es mantener el mismo esquema de política durante 20 años. Eso es una cosa muy trascendental, porque genera certidumbre. Estas dos cosas no se habrían podido hacer sin la autonomía del BC. Esto ha sido clave".

Una anécdota

"Aprendí a firmar con la mano izquierda durante seis meses"

"Corría febrero de 1997. Habíamos ido a un funeral de un joven funcionario del banco. Junto a la consejera María Elena Ovalle regresábamos al BC por Av. Providencia y de pronto un auto, que transitaba por doble fila, se cruza, golpea al nuestro y lo lanza al bandejón central. Yo estaba con el brazo arriba, afirmado de una manilla del auto, cuando de pronto sentí un tremendo golpe. Me partí en tres partes el brazo. Partimos a la clínica y me enyesaron. Ahí aprendí a firmar con la mano izquierda durante seis meses, y por suerte nadie reclamó". P

============Normal (46774358)============

Comenta