Ganancias del BBVA saltaron más de 50% en 2018 gracias a la venta de su operación en Chile

Autor: EFE

Sólo en el último trimestre del año, la entidad ganó US$ 1.145 millones, casi quince veces más que un año antes


El banco español BBVA, con una importante presencia en Latinoamérica, tuvo un beneficio neto de 5.324 millones de euros (6.000 millones de dólares) en 2018, un 51,3 % más que en 2017, gracias a las plusvalías por la venta de su negocio en Chile y pese a la caída de la lira turca y las dificultades en Argentina.

El impulso de los ingresos recurrentes, la contención de gastos y los menores saneamientos contribuyeron también al alza de los beneficios, en línea con las previsiones del mercado, según informó la entidad a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV), el regulador bursátil español.

Sólo en el último trimestre del año, BBVA ganó 1.001 millones de euros (US$ 1.145 millones), casi quince veces más que un año antes, cuando tuvo que asumir un fuerte deterioro de su participación en Telefónica.

Por áreas geográficas, México siguió siendo el motor de las cuentas del banco, con un beneficio neto de 2.384 millones de euros (2.728 millones de dólares), mientras que en España generó 1.522 millones de euros (1.742 millones de dólares), a lo que hay que restar las pérdidas de su área inmobiliaria (Non Core Real Estate).

Por su parte, en Estados Unidos el banco ganó 735 millones de euros (US$ 841 millones), un 51,3 % más, mientras que en Turquía el beneficio fue de 569 millones de euros (US$ 651 millones), el 31 % menos.

En América del Sur, el resultado atribuido fue de 591 millones de euros (US$ 676 millones), el 31,3 % menos.

Esta evolución del resultado atribuido está afectada por el impacto de la hiperinflación en Argentina y por el cambio de perímetro derivado de la venta de BBVA Chile, explicó el banco.

El margen de intereses -que recoge los principales ingresos- se redujo un 0,9 % en 2018, mientras que los ingresos por comisiones netas bajaron un 0,8 %.

El margen bruto (diferencia entre el precio de venta y su coste de producción, sin impuestos) fue un 6 % inferior, en tanto que el neto bajó el 5,7 %

Seguir leyendo