Los protagonistas y las claves de la floreciente industria de las exportaciones de cerezas

fruta

Sólidas relaciones con los clientes chinos, que acaparan el 90% de los envíos del fruto nacional, figuran entre las prioridades de los actores nacionales, quienes ven un futuro promisorio para el sector cuyas exportaciones fueron las que más crecieron el año pasado.




Hernán Garcés, presidente Lo Garces, la mayor exportadora nacional de cerezas, se encuentra en China en estos momentos. No es extraña su visita en esta época. Probablemente se encuentran cientos de chilenos en las ciudades del gigante asiático, dando seguimiento a cómo llega la fruta que a partir de 2019 se transformó en la líder de los envíos silvoagropecuarios de nuestro país, superando por primera vez a la uva.

El negocio hay que cuidarlo de cerca, considerando tanto el crecimiento de 44% en sus envíos el año pasado hasta totalizar US$1.560 millones, que le siguió a un alza de más de 80% en el ejercicio previo; como la rentabilidad de US$100.000 por hectárea que genera, versus los US$10.000 de la de manzana, de acuerdo a datos de Fedefruta.

"En el margen por hectáreas no hay nada que se le asemeje", comenta Juan Carlos Valenzuela, gerente de producción de Dole-Chile, la tercera en envíos de este fruto en el país, con un total de 23.107 toneladas (revisar infografía), de las cuales un 90% se dirige a China, lo que coincide con las cifras nacionales.

Al gusto chino

"Nosotros tenemos claro el producto que tiene que llegarle a los chinos, a ellos les gustan las cerezas grandes y en buen estado, para eso hay parámetros de cosecha, que indican cuándo y cómo hacerlo. Cada exportadora tiene su receta", detalla el gerente de la multinacional de origen estadounidense que trabaja en el país con más de 120 agricultores.

Dole-Chile hasta hace poco era protagonista en las uvas y manzanas y recientemente se coló en el pódium de los envíos de cerezas. Más atrás, en el puesto 20, de un total de 318 exportadoras que contabiliza la Asociación de Exportadores (Asoex), está Gesex, que también tenía otros productos estrellas, cítricos y duraznos, entre los cuales ahora se cuelan las cerezas.

Evidentemente, el lejano Oriente también es el foco de su negocio. "Es un producto bueno, se desarrolló la tecnología para que viaje los 25 días a China y tenemos la suerte de que es un país para el cual la cereza es casi su emblema nacional es inmenso", señala su presidente, Cristián Allendes.

En ese contexto, destaca las fuertes relaciones comerciales entre ambas partes, lo que también suele traer a los chinos a territorio nacional. "A los chinos les gusta tener buenas relaciones con sus clientes. Ellos viajan mucho a Chile, vienen a ver los campos y las plantas procesadoras, acercándose a los diferentes actores locales", sostiene el líder de Gesex, que es productora y exportadora de cerezas, con 400 hectáreas del fruto y ventas que llegarían a US$23.000 millones este año, con un crecimiento de 50%.

Perspectivas y riesgos

La producción nacional cuenta con 38.000 hectáreas catastradas de cerezas, pero desde Fedefrutas calcula que ya se alcanzaron las 50.000, gracias a este futuro promisorio, al cual también apuesta Eduardo Garate, socio Fundador de Greenex, la exportadora de cerezas número 23 del país.

"La industria de cerezas en Chile debería duplicar su producción en los próximos 5 años, llegando a casi 80 millones de cajas, considerando la gran cantidad de nuevas hectáreas plantadas", precisa Garate, que desde Greenex produce el 10% de sus exportaciones, mientras que el resto proviene de alrededor de 80 productores con los cuales trabaja.

"China es un país que sigue teniendo un crecimiento sostenido de sobre el 6% en su economía, con la mayor clase media del mundo y uno de los países con el más alto número de millonarios. Si esto lo asociamos a cerezas, vemos que los potenciales clientes son muchos", agregó Garate.

En ese marco, desde ProChile esperan que el fenómeno de las cerezas se expanda a otros frutos nacionales. "En el marco de la última versión de Chile Week China, y pensando en diversificar nuestra oferta de frutas; dimos a conocer la apertura sanitaria para que los cítricos puedan ingresar a este importante mercado (naranjas, clementinas, mandarinas, pomelos y limones)", indica su director general, Jorge O'Ryan.

Sin embargo, no se está libre de riesgos. "Me preocupa el tema del agua. Lo veo como un limitante para crecer en algunos sectores. Yo vi cómo se secaron hectáreas en el Norte y veo los mismos síntomas acá", indica Valenzuela.

A lo anterior, Ronald Bown, presidente de Asoex, agrega que "las condiciones de los mercados son siempre cambiantes, y hay que estar atentos a situaciones externas, como la Guerra Comercial entre China y EE.UU., que pudiesen incidir sobre las exportaciones de cerezas".

Comenta

Los comentarios en esta sección son exclusivos para suscriptores. Suscríbase aquí.