Cefalea, dolor en el brazo, fatiga y picazón, son las reacciones más reportadas entre quienes han recibido la vacuna de Pfizer

La funcionaria de salud Zulema Riquelme, recibe la primera vacuna de Pfizer. FOTO REUTERS.

El Instituto de Salud Pública dio a conocer el registro de los eventos adversos que se han declarado entre los 8.638 trabajadores de la salud que ya han sido vacunados en el país.




El Instituto de Salud Pública de Chile (ISP), a través del Subdepartamento de Farmacovigilancia informan que, a la fecha de hoy lunes 28 de diciembre en horas de la mañana, se han recibido 21 notificaciones de Eventos Supuestamente Atribuido a Vacunación o Inmunización (ESAVI) desde los centros de salud de todo el país, luego de que el Ministerio de Salud informó que un total de 8.638 trabajadores de la salud fueron vacunados con la vacuna de Pfizer.

Los síntomas más frecuentes reportados, entre ellos cefalea, fatiga, dolor en la zona de la inyección, picazón, erupción cutánea son reacciones consideradas no serias. De los 21 casos de sospecha de reacción adversa dos de ellos se clasificaron como serios no siendo graves, debido a que requirieron hospitalización. Las personas están siendo monitoreadas y está realizándose el seguimiento de los casos, para ser evaluadas y poder así confirmar o descartar la relación con la inoculación. Veinte de los 21 casos se reportaron en la Región Metropolitana y 1 en la Región del Bío Bío. Diecinueve de los casos reportados son mujeres y dos son hombres.

Al día de hoy se han inoculado a un total de 8.638 personas, hombres y mujeres de los sistemas público y privado de salud del país. El detalle de la vacunación arroja que 5.707 funcionarios fueron inoculados en la región Metropolitana, 2.055 en Biobío, 711 funcionarios de La Araucanía y 165 trabajadores de salud en la región de Magallanes.

Al respecto, Heriberto García director (S) del ISP señaló que “en Chile, el ISP es la autoridad sanitaria que controla el ciclo de vida de los productos farmacéuticos, incluyendo vacunas, desde su investigación científica, con una constante vigilancia en cuanto a seguridad, hasta que es usado por la población. Es por esto, que seguiremos atentos a los reportes que nos envían los profesionales de la salud desde los centros asistenciales, con el objetivo de evaluar la seguridad de la vacuna y realizar seguimiento al proceso de inoculación con la vacuna de Pfizer y las próximas vacunas que lleguen al país”.

Asimismo, la autoridad sanitaria hizo un llamado a los profesionales de la salud y centros asistenciales a reforzar la notificación de los efectos adversos asociados a las vacunas. Los profesionales de la salud que trabajen en un centro asistencial y que tengan conocimiento de la presentación de un ESAVI, deberán enviar el reporte directamente al Centro Nacional de Farmacovigilancia del ISP, dentro de los plazos establecidos para tal fin, la notificación se puede realizar en el siguiente link: http://www.ispch.cl/anamed_/farmacovigilancia_1/nram donde cada centro de salud tiene una clave de acceso, que permite a los profesionales realizar las notificaciones a través de los sistemas en línea.

Las sospechas de reacciones adversas también pueden ser reportadas directamente al laboratorio Pfizer, quien a su vez notifica al ISP, y es responsable de evaluar el perfil de seguridad de la vacuna

El director del ISP agregó que “es importante que todos los profesionales de la salud notifiquen por estas plataformas, ya que cuando la vacunación sea masiva tenemos que tener los reportes en línea, para gestionar de forma rápida y tiempo real la información que recibimos”.

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.