Fact Checking: ¿El uso de mascarilla produce resultados positivos en PCR? ¿Portada de diario de 2011 anticipaba la planificación de la pandemia de coronavirus?

Foto: AP

Publicación asegura que los gérmenes que exhalas se quedan atrapados en la mascarilla y retornan a tu cuerpo y una vieja portada que hace mención a Bill Gates, anticipó la actual pandemia. Revisa la veracidad de estas informaciones.




El uso de mascarilla produce resultado positivo en prueba de PCR

Una imagen que circula en Facebook asegura con un sencillo gráfico que “a mayor uso de mascarillas mayor probabilidades de dar positivo en las pruebas PCR para Covid-19, todos los gérmenes que exhalas se quedan atrapados en la mascarilla y retornan hacia dentro”.

La misma añade que “luego te meten el hisopo en esta cavidad para agarrar cuantos más gérmenes mejor, el resultado será un positivo asintomático seguro”.

Ignacio Silva, infectólogo y académico de Dirección de Postgrados Facimed Usach, señala que esto es categóricamente falso, aunque aclara que “por ejemplo, si hago un hisopado a una persona en búsqueda de Covid-19 en una mascarilla, es posible que salga positivo si la persona está contagiada porque podría quedar en la mascarilla. Pero no puede regresar porque los virus no tienen vida y no se mueven”.

Nicolás Muena, investigador de la Fundación Ciencia Y Vida, afirma que si el virus llega a la mascarilla, es porque éste se ha replicado un montón para poder llegar al tracto superior, y el virus seguiría presente en el tracto respiratorio, por lo que la prueba PCR igual daría positivo.

El virus se mueve cuando la persona tiene las vías respiratorias obstruidas y hace que se muevan al toser, hablar, estornudar, etc. “Que junto con otras secreciones se desplazan pero una vez que se depositan, la única forma de que se trasmita el virus desde una superficie, como una mascarilla a otra persona sería tocándolo y llevándolo a otro lado, pero eso no tiene que ver con la mascarilla particularmente, sino con que ocurre con todas las superficies, por eso las ocupamos para evitar que el virus salga hacia otros lados. Pero no se puede devolver, por lo que no tienen ningún sentido esa afirmación”, establece Silva.

Las mascarillas son seguras, han demostrado que no producen ningún riesgo en relación al aumento de otras infecciones, al contrario, las disminuye.

Además, indica Muena, “la imagen habla de ‘gérmenes en general’, y que la acumulación de otros virus que no fueran Sars-CoV-2 podrían dar positivo en el PCR. El investigador de Ciencia y Vida advierte que esto no puede pasar porque el test del Sars-CoV-2 es específico para este virus, y está diseñado para amplificar los “trozos” de material genético que son específicos del Covid-19, que no coinciden con otros. Incluso, es capaz de diferenciar entre este coronavirus y otros coronavirus”.

El infectólogo de la Usach añade que las mascarillas son seguras, han demostrado que no producen ningún riesgo en relación al aumento de otras infecciones, al contrario, las disminuye. Tampoco aumenta el riesgo de enfermedades pulmonares, ni disminuye la cantidad de oxígeno que entran al organismo.

Portada de diario de 2011 anticipaba la planificación de la pandemia

En redes sociales circulan publicaciones que comparten una imagen de una persona sosteniendo la portada de un diario en inglés donde se ve una foto de Bill Gates.

La imagen dice: “El mundo hoy tiene 6.800 millones de personas. Nos vamos a unos 9 mil millones. Ahora bien, si hacemos un trabajo realmente bueno con las nuevas vacunas, sanidad, los servicios de salud reproductiva, lo reducimos quizás en un 10 o 15 por ciento”.

La supuesta portada que anticipó la pandemia.

Esto es falso. Según Claudio Castillo, experto en Salud Pública y académico de Dirección de Postgrados Facimed Usach, “no es que la pandemia haya sido planificada, lo que sí es posible establecer que es esperable que ocurra debido a una serie de eventos que históricamente ya tenemos reportes”.

Con respecto a la portada del diario que afirmaría que la pandemia estaba planificada, Muena sostiene que esta desinformación tiene varios orígenes distintos, pero el más utilizado es la charla Ted que hizo Bill Gates en 2015 que tuvo bastante impacto cuando la realizó porque hablaba de la próxima pandemia.

Lo que contaba, añade Muena, “es que había que prepararse porque la zoonosis es una problemática real, que ocurre todo el tiempo, dando el ejemplo de la gripe porcina y la aviar, y decía que podía surgir otro virus respiratorio que tuviera estas características y que podría transmitirse de persona a persona”.

Actualmente, explica Castillo “hay procesos de deforestación importantes, en donde los seres humanos han avanzado en usar espacios que antes solo habitaba la flora y fauna silvestre y por lo tanto, en el ánimo de la urbanización esto ha dado como resultado que estamos avanzando a estos lugares, y por lo tanto teniendo contacto con animales que por lo general han tenido una vida silvestre y que puoticia/la-oms-advierte-que-el-covid-19-no-sera-la-ultima-pandemia/VAFYIHSI5ZGMNMWMZB3YZDYJCY/eden transmitir estas enfermedades cuando hay un intermedio y generan enfermedades en los seres humanos”.

“Esto no es nuevo y un grupo de expertos, en el marco de la OMS y del Banco Mundial, habían anunciado la muy alta probabilidad de que ocurriera una pandemia en un muy corto plazo de un gen patógeno respiratorio, y por lo tanto, no es que se planifique pero era esperable, dada la conducta humana”, añade Castillo.

Si bien hay varias coincidencias, Muena señala que muchos investigadores venían advirtiendo de que esto iba a pasar sí o sí, y que volverá a ocurrir porque la zoonosis tiene estos “saltos” de animales a personas.

“Él hablaba sobre cómo había que prepararse mundialmente para poder combatir una siguiente pandemia que podría afectar vidas humanas, económicamente, etc. Era una charla que tenía que ver con las pandemias, pero la gente tomó esto como básicamente una ‘predicción’, y más aún, lo vio como una ‘planificación’”, agrega Muena.

Por otro lado, “estamos en un momento en el cual hay una hiperconectividad, donde uno se puede trasladar desde un punto a otro sin inconvenientes, por lo tanto, es mucho más fácil transportar el virus entre un lugar y otro. Las personas sin saberlo pueden llevarlo en un vuelo intercontinental y la distribución de esta es mucho más rápida”, establece Castillo.

Revisa todos nuestros fact cheking en este link.

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.