El CEO de Disney defendió la estrategia de estrenos del estudio en el contexto de la demanda de Scarlett Johansson

Sin apuntar directamente a esa situación, Bob Chapek señaló que planea mantener la "larga historia de acuerdos simbióticos y cooperativos" de la compañía y sus estrellas.


Bob Chapek se refirió a la estrategia de estrenos de Disney durante una presentación en una reciente conferencia. El CEO de la compañía ha sido apuntado como una de las principales figuras en las tensiones que llevaron a la demanda de Scarlett Johansson contra Disney por el debut simultáneo de Black Widow en cines y el streaming de la Casa de Mickey Mouse, no obstante, ahora respaldó el modelo de lanzamientos que la empresa adoptó en el contexto del coronavirus.

Particularmente, al ser consultado respecto a la compensación de actores, directores y otras figuras involucradas en las películas a propósito de los nuevos modelos de distribución, Chapek aseguró que para la compañía seguiría siendo importante mantener contentas a sus estrellas.

“Disney ha tenido una larga historia de acuerdos muy simbióticos y cooperativos con el talento y lo seguiremos haciendo”, dijo Chapek. “Ciertamente, el mundo está cambiando, y las ofertas de talento en el futuro tendrán que reflejar el hecho de que el mundo está cambiando”.

Pero mientras Chapek pretende que los acuerdos para las nuevas producciones de la compañía impliquen detalles para este tipo de estrategias, aquello ya no sucedió con cintas como Black Widow cuyo estreno en streaming dio pie a una comentada demanda contra la empresa.

En ese sentido, el CEO de Disney apuntó a la dificultad de traspasar los acuerdo existentes a la realidad del contexto del coronavirus.

“Recuerda que esas películas se hicieron hace tres o cuatro años. Esos acuerdos se cerraron hace tres o cuatro años. Luego se lanzaron en medio de una pandemia global donde esa pandemia en sí está acelerando una segunda dinámica, que es este comportamiento cambiante del consumidor”, argumentó el ejecutivo. “Entonces, estamos poniendo una clavija cuadrada en un agujero redondo en este momento donde tenemos un acuerdo concebido bajo un cierto conjunto de condiciones, que en realidad da como resultado una película que se presente en un conjunto de condiciones completamente diferente”.

“Así que hay un poco de descanso en este momento. En última instancia, pensaremos en eso mientras hacemos nuestros futuros acuerdos de talento y planificaremos para eso y nos aseguraremos de que se incorpore”, añadió. “Pero en este momento tenemos esta especie de posición intermedia, en la que estamos tratando de hacer lo correcto con el talento, creo que el talento está tratando de hacerlo correcto con nosotros, y solo estamos descubriendo la manera de cerrar la brecha”.

“En última instancia, creemos que nuestro talento es nuestro activo más importante y seguiremos creyéndolo, y como siempre lo hemos hecho, los compensaremos de manera justa según los términos del contrato que acordaron con nosotros”, sentenció.

Desde que surgieron los primeros reportes de la demanda de Johansson contra Disney, la defensa de la compañía ha apuntado a la pandemia e incluso a las compensaciones que habría recibido la actriz por el debut híbrido de la cinta. En ese sentido, aunque los argumentos de Chapek no son completamente sorprendentes y tampoco apuntan directo contra la situación de la actriz tras Natasha Romanoff, dejan en evidencia la postura que está adoptando la compañía a raíz de la mencionada polémica.

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.