Proyecto capacitará a estudiantes en programación digital

Imagen-_DSC4802WEB

Convenio entre el Senado y el British Council permitirá que 250 alumnas de escuelas vulnerables reciban instrucción.




Una casa domótica en miniatura, un robot que cuenta la cantidad de pasos de una persona o una planta con un sistema de riego automático parecen ser proyectos de compleja factura, pero una iniciativa piloto impulsada por el instituto de difusión cultural del Reino Unido, el British Council Chile, probó que pueden ser elaborados por niñas de enseñanza básica. El "Core Skills, Habilidades para el Siglo XXI" fue un programa lanzado a fines de 2018 y cuyo fin es fomentar el interés de estas menores en áreas como ciencias, tecnología, ingeniería y matemáticas, a partir del aprendizaje de programación digital.

Siguiendo este impulso, este año serán 250 niñas de diez años, que estudian en escuelas públicas de sectores vulnerables, las que podrán acceder a cursos de alfabetización digital, que incluye desde la enseñanza de uso de internet hasta programación.

La iniciativa se implementará bajo un convenio que el Senado firmó con el British Council durante el Chile Day, encuentro empresarial organizado por el Ministerio de Hacienda que se llevó a cabo a comienzos de septiembre en Londres.

"Chile aún está muy atrás en ciencia y tecnología, pero también existe una brecha importante entre los niños y niñas, y entre escuelas públicas y privadas", explica el presidente del Senado, Jaime Quintana. "Por ello esperamos que este programa -especialmente dirigido a las niñas de establecimientos públicos- pueda contribuir a aumentar su conocimiento e interés por desarrollarse en áreas como la programación, las matemáticas y las ingenierías", agrega.

Para llevar estos conocimientos a las niñas se está capacitando a más de 200 profesores en el uso de un dispositivo desarrollado en Inglaterra, conocido como micro:bit, que permite aprender de forma fácil programación y masificar el uso de la codificación en la creación digital.

"Esperamos que, a través de esta iniciativa, los docentes se preparen con un set de habilidades para enfrentar los nuevos recursos digitales y las niñas logren empoderarse con la tecnología, desarrollen nuevos talentos y se motiven a estudiar carreras en el ámbito científico, tecnológico y matemático", afirma Katherine Hutter, directora de British Council Chile.

El convenio contempla una inversión de unos $ 200 millones para implementar el programa en zonas vulnerables de cuatro regiones: Coquimbo, Valparaíso, La Araucanía y Los Lagos. Al finalizar el programa, las niñas tendrán que desarrollar innovaciones tecnológicas que busquen solucionar problemáticas que afecten a sus mismas comunidades, en áreas de ciencias, tecnología o ingeniería. Con esto, las menores podrán participar del Girl Power Codefest, un festival donde se exhibirán sus innovaciones.

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.