Votación de ley corta antiterrorista divide a la oposición

El proyecto, que tiene suma urgencia, se debería discutir la próxima semana, pero dentro de los partidos no hay posiciones alineadas.




Una llamada realizó el ministro Segpres, Gonzalo Blumel, al presidente del Senado, Jaime Quintana, el mismo día del atentado en la 54 Comisaría de Huechuraba y del envío de un artefacto explosivo al exministro del Interior Rodrigo Hinzpeter. El secretario de Estado le pidió al senador apurar la tramitación de la ley corta antiterrorista en la Cámara Alta, que busca dotar a Carabineros y a la PDI con medidas especiales para investigar este tipo de delitos.

Y si bien desde la mesa afirman que hay "buena voluntad" para que el proyecto se discuta en general el 6 de agosto -iniciativa que, además, se encuentra con suma urgencia-, dentro de los distintos comités de la oposición hay posturas antagónicas sobre la propuesta del Ejecutivo. Mientras algunos adelantaron que votarán a favor, otros anunciaron su rechazo.

En la DC explican que aún no han discutido el tema como bancada, sin embargo, algunos de sus miembros ya han manifestado visiones sobre la votación. "Voy a rechazar este proyectito del gobierno, porque es una sola frase y porque es dar herramientas de investigación para una ley que tiene cuestionamientos de forma y de fondo", dijo el senador Francisco Huenchumilla, quien anteriormente rechazó la idea de legislar en la Comisión de Constitución.

Sin embargo, su par Carolina Goic afirmó que tiene "disposición de avanzar con la ley corta", pero espera la modificación del proyecto, puesto que "no soluciona el problema".

Desde el PPD, en tanto, el presidente de la Comisión de Constitución, Felipe Harboe -quien junto con Chile Vamos dio el voto que permitió el avance del proyecto en dicha instancia-, sostuvo que "volveré a votar a favor en la sala".

Pero otros miembros de su partido reconocieron tener dudas sobre cómo actuar durante la votación. "Mi voto en la sala va a depender de cuánto contribuya este proyecto en particular a la prevención de estos delitos", advirtió el senador Jaime Quintana, algo que replicó su par Adriana Muñoz, quien también manifestó no tener decidido su voto.

A su vez, el senador independiente Alejandro Guillier manifestó que "no hay nadie que se niegue a dotar a los fiscales y policías de mayores facilidades investigativas", pero fue enfático en que este proyecto "no tiene capacidad de prevenir ninguna nueva bomba". Mientras que el RD Juan Ignacio Latorre también se mostró crítico con la iniciativa. "El gobierno utilizó lo que ocurrió en Huechuraba y con el señor Hinzpeter para acelerar una tramitación que no da respuesta al problema", dijo.

Dentro del PS se abordó el tema. Según explicaron desde la colectividad, se estaría evaluando la posibilidad de votar a favor la idea de legislar, algo que decidirán el próximo martes.

Si bien todos los socialistas son críticos del proyecto, hay algunos que creen que se debe modificar la iniciativa una vez aprobada la discusión en general. Esto, en contraparte de lo que ha planteado otro socialista, como el senador Alfonso de Urresti, quien votó en contra en la Comisión de Constitución.

Comenta