119 posibles vacunas; el virus podría viajar por el aire acondicionado; Tocilizumab, otro prometedor fármaco: tres cosas que aprendimos del coronavirus esta semana

De los 119 proyectos, cinco incluso ya se encuentran en fase preclínica, lo que alienta la esperanza de que finalmente la ciencia logre el ansiado antídoto contra el coronavirus.




1. Prometedoras vacunas

En una de las carreras científicas más frenéticas de la actualidad, cientos de laboratorios buscan una vacuna para el Sars-Cov2. Sí…cientos. Cuando comenzó la crisis, en un número que ya sorprendía, se hablaba de unos 40 proyectos en búsqueda del ansiado antídoto.

Para mediados de marzo, el recuento de sitios especializados ya contabilizaban cerca de 70, pero esta semana, la cifra se elevó a 119 iniciativas. Lo mejor: cinco de ellas, incluso, ya habían iniciado las primeras pruebas clínicas en humanos.

Una de las más prometedoras está siendo desarrollada por la U. de Oxford, cuyas preciadas dosis experimentales fueron trasladadas a EE.UU., donde fueron inoculadas en un grupo de macacos Rhesus, los simios más similares al humano.

La prueba fue tan prometedora, que todos los macacos infectados con el virus se enfermaron, excepto los seis a los cuales se les aplicó la vacuna experimental.

El ensayo fue tan exitoso, que sus creadores se atrevieron a presagiar que millones de dosis de la vacuna, si lograba sortear las barreras burocráticas que este tipo de productos enfrentan, podrían estar disponibles tan pronto como en septiembre.

A laboratory technician is seen the Inselspital Universitaetsspital Bern university hospital during researches for a vaccine against the coronavirus disease (COVID-19) in Bern, Switzerland April 22, 2020.
Un laboratorio en la U.de Berna en Suiza, que trabaja en el desarrollo de una vacuna. FOTO: REUTERS

No es la única. Otro puñado de inyecciones experimentales también se encuentran en prometedoras etapas, con ensayos clínicos bastante avanzados. Hoy el punto parece no ser si los científicos lograran encontrar esta esperada pócima, sino cuándo.

2. Aire acondicionado: inesperado peligro

La advertencia fue hecha por los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de EE.UU. (CDC), que en su última edición de la revista Emerging Infectious Diseases, advirtió la extraña posibilidad de que el aire acondicionado sea capaz de transmitir el nuevo coronavirus, después que varias familias en Wuhan, en China, hayan resultado inusualmente infectadas.

Diez personas en total enfermaron, sin que hayan tenido contacto con otras personas, salvo que todas estuvieron el mismo día, en un restaurante, donde una de las funcionarias era Covid-19 positiva. Lo extraño es que nunca estuvieron cerca de la mujer, por lo que los científicos encontraron un inusual sospechoso para este contagio: el aire acondicionado.

aire-acondicionado

La investigación afirmó que las gotículas con el Sars Cov2 pudieron viajar a través del aire acondicionado, siendo inhalado por los comensales.

Los médicos creen ahora que artefactos tan comunes como el aire acondicionado o el agua podrían ser agentes propagadores del virus.

3. Otro esperanzador fármaco

La artritis reumatoide es una enfermedad que se caracteriza por la inflamación crónica de las articulaciones. En su avance progresivo, produce a un daño articular irreversible.

Para combatirlo, se han creado inmunoterapias exitosas para actuar sobre los diferentes componentes que participan en el inicio y perpetuación de la respuesta inmune.

Uno de estos fármacos es el Tolicizumab (TCZ), que los científicos ahora descubrieron que podía servir para combatir el Covid-19.

La conclusión fue descrita en un estudio clínico preliminar realizado por científicos de la Asistencia Pública de Hospitales de París, que vieron cómo el fármaco disminuye los efectos nocivos de la “tormenta de citoquinas”, que afecta a entre el 5% y el 10% de los pacientes de Covid-19.

“Previene la hiperactivación del sistema inmune después de la infección por el virus”, resumió a Qué Pasa Olivier Hermine, hematólogo del Hospital Pediátrico Necker, del Instituto de enfermedades genéticas Imagine, en París, Francia, coordinador del estudio, en otra respuesta médica que alienta que el esfuerzo científico global para detener el coronavirus, finalmente dará resultados.

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.