Cambio climático, hidrógeno verde, inteligencia artificial, neuroderechos: Los desafíos científicos del Chile para fin de siglo

La inteligencia artificial es uno de los grandes campos a desarrollar en Chile.

“Chile tiene futuro desde sus territorios” es un informe creado por la Comisión Desafíos del Futuro del Senado, documento entregado al nuevo gobierno en que se repasa la labor científica del organismo en los últimos cuatro años y plantea los temas pendientes y cómo abordarlos.




“El mundo analógica es un mundo que está en la frontera de la biología, en la frontera del cerebro humano. La velocidad de las neuronas alcanzan120 metros por segundo, el olfato digital, la velocidad de la luz acelera 300 metros por segundo, y estamos en una sociedad cambiante”, dice el exsenador Guido Girardi.

“La primera revolución industrial duró 100 años, la segunda empezó en 1850 y duró 150 años, hasta el año 2000; la tercera, la de las energías renovables y de internet fue efímera, y ahora estamos en la cuarta revolución industrial que es la era de la inteligencia artificial, que también será efímera”, añade.

Luego, asegura que pasaremos rápidamente a la quinta revolución industrial que es la de los universos paralelos y virtuales, “los metaversos, donde habitaremos en mundos virtuales y en 2030 estaremos en la sexta revolución industrial que es la colonización de Marte”, agrega.

Este vertiginoso camino sonparte de los desafíos futuros que deberá enfrentar el país, dice Girardi, y una de las razones que dieron forma a “Chile tiene futuro desde sus territorios”, un informe de 546 páginas, elaborado por la Comisión Desafíos del Futuro, Ciencia, Tecnología e Innovación del Senado, que resume el trabajo científico del país correspondiente al período 2018-2022 y las tareas pendientes.

El documento, que fue presentado al nuevo Gobierno por Girardi, junto a Francisco Chahuán (nuevo presidente de la comisión) y Carolina Goic, aborda diferentes temáticas, con sugerencias de cómo abrodar el futuro y el desarrollo del país. Qué Pasa reveló en una primera edición, los mayores logros conseguidos por la comisión, mientras en una segunda entrega, se detallaron uno de los principales desafíos científicos a nivel nacional: la regionalización y centralización.

En esta edición, se abordarán los desafíos futuros que tendrá el país, entre ellos, la ley de neuroderechos, el hidrógeno verde, el cambio climático y la inteligencia artificial.

Respecto a esta última, ya hay avances. “Liderados por el Premio Nacional de Ciencia más citado a nivel internacional de Chile, José Rodríguez, junto a los principales científicos de todas las universidades chilenas, trabajamos durante tres años para elaborar una estrategia de inteligencia artificial, y no solamente con las principales universidades chilenas, sino que con los principales científicos del mundo”, dice Girardi.

Se trata del equipo que estaba haciendo la estrategia de inteligencia artificial en España y Francia. “Elaboramos un documento que reunió a las universidades, la sociedad civil, a las empresas y se lo presentamos al presidente Sebastián Piñera, a partir de lo cual él creó la Comisión Chilena de Inteligencia Artificial, con muchos de los miembros de nuestra comisión”, añade Girardi.

El cambio climático ha cobrado múltiples víctimas. En la imagen, la laguna Aculeo. Foto: AFP

El ahora exsenador explica que después crearon la Comisión de Política Satelital y Espacial, para que Chile desarrollara sus propios satélites, para así tener satélites, “lo que te da autonomía, los datos no pueden ser externalizables”, dice. “Por ejemplo, ahora Elon Musk está con Starlink ofreciendo internet en Chile. El país puede desarrollar constelaciones de satélites propios para dar internet, ese proyecto nació de la comisión. También destaco el Congreso del Futuro que se ha transformado en uno de los eventos de ciencia más importantes del planeta”.

El chasis del mundo futuro y centro mundial de datos

El cambio climático amenaza con la extinción de la vida en el planeta, de todos los seres humanos. Girardi cree que si no logramos tener un reemplazo de los combustibles fósiles, vamos a extinguirnos, no vamos a lograr sobrevivir, está amenazada la humanidad. “El último informe del IPCC (publicado en Qué Pasa) es desastroso. No hay alternativa hoy en día a los combustibles fósiles, China y Estados Unidos e India, que emiten la mitad del CO2 del planeta, no tienen alternativa al carbón y al petróleo”.

El capítulo “Escenarios Futuros Chile 2050: La Inteligencia Artificial y el Cambio Climático en los Escenarios Futuros de Chile al 2050″, justamente aborda estos tópicos. Señala que la construcción de escenarios entrega desafíos para reflexionar sobre las áreas que el Senado debería estudiar para generar políticas de resiliencia y adaptación en diferentes temas críticos para el país.

Y añade que si bien Chile no tiene un centro público especializado en identificar nuevas ideas sobre los profundos desafíos geopolíticos que enfrentará el país en los próximos 50 años, la Comisión del Senado de Desafíos del Futuro, Ciencia, Tecnología e Innovación convocó a un grupo de rectores y académicos de diferentes áreas de la ciencia para crear un diálogo participativo que entregue al Senado de la República de Chile y a la comunidad nacional un hoja de ruta para establecer los lineamientos básicos de una política nacional de prospección estratégica a desafíos para los próximos 50 o 100 años.

El expresidente de la comisión aclara que antes que el hidrógeno, lo primero que viene son los autos eléctricos. “Un auto o bus eléctrico usa mucho más cobre que un auto convencional, uno de éstos tiene 10 kilos de cobre, mientras que uno eléctrico tiene 100 kilos de cobre. Un camión eléctrico tiene entre 400 y 500 kilos. La electricidad no es algo bueno, pero es una ventana a 20 años, porque después viene el hidrógeno. Todos los autos van a ser eléctricos durante 20 años, es una transición. Y el cobre para todo esto saldrá de Chile. Y el litio para sus baterías también. Chile es el país que puede ayudar a la primera transición de electromovilidad, y luego tiene la continuidad del hidrógeno”.

electromovilidad-3jpg
Girardi señala que la electromovilidad es una ventana al hidrógeno verde.

El chasis del mundo futuro es la inteligencia artificial, plantea Girardi, “Google y Facebook se están metiendo en los metaversos. Toda la humanidad va a funcionar con inteligencia artificial, el problema es que requiere gigantescos data center, y éstos, son los principales consumidores de energía y para 2030 consumirán la mitad de la energía del planeta, e irá aumentando de manera exponencial”.

Esto último queda plasmado en el episodio “Data Centers... Chile, un jugador de nivel mundial en infraestructura de Data Centers y de Nubes”.

Entonces, van a necesitar mucha energía limpia, además de lugares seguros de geopolítica para instalarse, no se pueden instalar en lugares en guerra, tampoco en el Sahara. “Se instalarán en Chile, el lugar más seguro y con mayor energía del planeta, la zona de Puerto Williams, y el desierto de Atacama, por ejemplo. Chile podría y debiera ser el centro mundial de datos del mundo, y se deberían instalar los principales centros de data center y los centros de nube de toda la humanidad, para sostener el chasis digital de todo el planeta”, señala el exsenador.

Otro tema es que la humanidad tendrá una crisis alimentaria. Por eso, asegura, se hizo la ley de etiquetado. “No vamos a poder alimentar a los 9.500 millones de habitantes que tendremos en 2040 o 2050 desde los ecosistemas terrestres porque no tendremos agua por el cambio climático. Los océanos se transformarán en un centro de alimentación del futuro. Chile tiene, por la corriente de Humboldt, el mar más productivo del planeta. Tenemos más de 100 académicos chilenos e internacionales trabajando la idea de que Chile es un centro mundial de cultivo de algas, peces endémicos, como congrio o corvina, nuestro país podría alimentar a una parte del planeta con los océanos si lo hacemos bien”.

Girardi finaliza con un último ejemplo. “Uno de los desafíos de la humanidad es colonizar Marte, y para que las personas puedan vivir en ahí, hay que reproducir la vida en Marte, el ser humano por sí solo no puede vivir allá”. Añade que “tiene que tener bacterias, vegetales, hongos, plantas. Para que los seres vivos sean capaces de sobrevivir en Marte, al inicio hay que realizar un proceso de terraformación, es decir, recrear una atmósfera y seres vivos para Marte, que permitan la habitabilidad del planeta rojo. Esto se hace con extremófilos, seres vivos que viven en condiciones extremas en la Tierra. Y los principales están en Chile, en el desierto de Atacama y en la Patagonia subantártica”.

Siga leyendo en Qué Pasa:

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.