A partir del viernes, cinco planetas y la Luna estarán alineados: cómo y a qué hora verlo

Las conjunciones de algunos planetas son comunes, pero que cinco se alinean ocurre apena cada dos décadas. La última vez fue en 2004 y la próxima vez será en 2040.




Cinco planetas se confabularon para generar una rara alineación celestial, la que será visible desde la Tierra durante todo lo que resta del mes. A partir de este viernes 24 de junio, los chilenos podrán ver en fila desde sus casas los cinco planetas vecinos más cercanos a la Tierra. Aproximadamente desde las 6.15, justo media hora antes del amanecer, Mercurio, Venus, Marte, Júpiter y Saturno se alinearán en su orden natural desde el Sol, extendiéndose en una diagonal que comienza en la parte baja mirando hacia la cordillera.

Aunque el fenómeno ya se ha podido observar parcialmente, pudiéndose ver Venus, Marte, Júpiter y Saturno, solo a partir de este viernes se sumará Mercurio, conformando esta danza planetaria a la que también se añadirá la Luna.

“Los planetas a menudo se acercan y alejan entre sí, pero este es un orden particularmente divertido. Es solo una coincidencia”, explicó Michelle Thaller, astrónoma de la Nasa. “Es solo una especie de recorrido realmente divertido por el Sistema Solar que puedes ver de forma gratuita”, agregó.

¿A qué hora ocurre el fenómeno? ¿Qué planeta aparece primero? ¿Cuánto dura?

A pesar de que es difícil decir una hora exacta de inicio, Juan Carlos Beamin, astrónomo de Fundación Chilena de Astronomía (Fuchas) explica que “Saturno es el primero en asomarse, cerca de las 23:00 horas, comenzando a ser visible hacia el este (cordillera); a las 2 am se suma Júpiter, y a las 2:30 de la madrugada aproximadamente Marte. Luego se suma Venus, que se puede ver desde las 5 am y finalmente Mercurio cerca de las 6:15 en adelante”.

Beamin añade que la alineación planetaria se podrá ver todo el mes, pero cada vez será más difícil poder observar Mercurio, “pues cada día estará un poco más cerca del Sol, y por ende, el brillo del cielo complicará su observación”.

Por esta dificultad, dice que para visualizar bien a Mercurio lo ideal es estar lo más lejos de la cordillera de los Andes, es decir, en comunas como Maipú, Pudahuel, Padre Hurtado o Quilicura. “Para ello debes levantarte antes del amanecer y mirar hacia el este (hacia la Cordillera de los Andes) y seguir la línea que producen los otros planetas hacia el Sol”.

Dice que para poder identificarlos, Júpiter y Venus se ven como las “estrellas” más brillantes al mirar hacia el este.

Si la idea es ver a los cinco planetas juntos, “lo mejor es levantarse temprano justo antes del amanecer, cuando el cielo está aún oscuro”, añade Beamin.

Conjunción mundial

Esta alineación planetaria es conocida por los astrónomos como conjunción. Las conjunciones de unos pocos planetas son bastante comunes y ocurren cada pocos años, pero los cinco planetas se alinean solo una vez cada dos décadas.

Beamin explica que será visible durante varios días, “podríamos decir que casi durante todo junio, en más o menos en el mismo horario. Debido a la distancia no es posible decir un solo lugar donde mirar, pues Venus y Mercurio a las 6 am estarán muy cerca del horizonte hacia el este (Cordillera de los Andes), a esa hora Saturno estará en dirección noroeste y Júpiter hacia el norte”, agrega.

Además de cinco planetas, el espectáculo celestial contará con la presencia de la Luna.

La última vez que los cinco planetas se alinearon fue en diciembre de 2004, y la próxima alineación no ocurrirá hasta el 2040. Debido a las diferentes órbitas e inclinaciones, los ocho planetas nunca estarán perfectamente alineados.

Beamin aclara que este suceso espacial, no será exclusivo de Chile, “será visible en todas partes del mundo”, señala.

Adicionalmente, el 23 de junio, la Luna se ubicará en el cielo entre Venus y Marte -justo en el lugar que le correspondería a la Tierra-, por lo que será posible admirar seis cuerpos celestiales alineados en el cielo.

Si bien un telescopio o binoculares pueden ayudar a observar el cielo, los planetas brillarán más que las estrellas circundantes y son fáciles de detectar a simple vista. Basta con salir unos 30 minutos antes del amanecer y esperar un horizonte despejado. Los cielos más oscuros son mejores, pero los planetas se destacarán incluso sobre las luces de la ciudad.

Lea también en Qué Pasa:

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.