Límite a la reelección: retroactividad enfrentará una estrecha votación

06 de mayo de 2020/ Valparaíso. Foto: Leonardo Rubilar Chandía / AgenciaUno.

Disposición que dejaría a 37 diputados y 6 senadores sin poder repostular a sus cargos en los próximos comicios podría no contar con los votos para su aprobación mañana en la sala del Senado. Abstenciones, inhabilidades y rechazos de parlamentarios afectados prevén ajustado margen para lograr el quórum requerido.




Un complejo escenario podría enfrentar mañana el proyecto que busca limitar la reelección de parlamentarios y otras autoridades.

La iniciativa, que debiese ser vista por la sala del Senado en su segundo trámite este miércoles, podría ser aprobada sin una disposición que es considerada “clave” para su aplicación.

Se trata de la norma que establece que el límite a la reelección que fija la iniciativa opere de forma retroactiva, es decir, no desde la aprobación de la ley hacia adelante sino que considerando los periodos de los parlamentarios que actualmente se encuentran en ejercicio.

De aprobarse dicha enmienda, la norma tendría un efecto político inmediato en un importante grupo de parlamentarios, quienes no podrían volver a optar a sus cargos en los próximos comicios de noviembre de 2021. Se trata de seis senadores -Alejandro García-Huidobro (UDI), Guido Girardi (PPD), Alejandro Navarro (Pais), Carlos Bianchi (Ind.), Juan Pablo Letelier (PS) y Jorge Pizarro (DC)- y 37 diputados los que quedarían fuera del tablero para el periodo 2022-2025.

Y, según un conteo realizado por este medio, las posibilidades de que la retroactividad sortee la sala del Senado, son estrechas. En la corporación hay varios senadores que han transmitido sus dudas respecto de si esta norma cumple con el espíritu que motivó la presentación de esta moción parlamentaria y, de hecho, han acusado públicamente afanes políticos solapados de sus impulsores.

Es en ese contexto, que algunos legisladores ya han dado a conocer que optarán por abstenerse, inhabilitarse o derechamente rechazar la retroactividad mañana en la sala de la Cámara Alta, lo que podría dificultar la aprobación de la disposición que requiere de un quórum de 3/5, es decir, 26 votos.

Por ejemplo, en el comité socialista, el senador José Miguel Insulza (PS) ya adelantó que no aprobará la retroactividad. “No, no estoy de acuerdo. Eso es con nombre y apellido, es gente que quiere sacarse de la competencia o cobrarse cuentas personales dejando a su contrincante fuera de servicio. Eso no me parece bien”, sostuvo en entrevista con La Tercera.

En su comité, también han transmitido dudas figuras como Rabindranath Quinteros y el senador Juan Pablo Letelier, quien sería uno de los socialistas afectados directamente de aprobarse la medida. “Lo más probable es que no participe de la votación, aunque sí del debate”, señaló el legislador por Rancagua. Mientras que el presidente de la colectividad, el senador Álvaro Elizalde, si bien aprobó en general la iniciativa, ad portas de la votación también ha manifestado dudas de los alcances retroactividad.

En la bancada socialista, en todo caso, aseguran que no han tomado un acuerdo al respecto y cada uno votará bajo sus propias convicciones en la materia.

En el PPD, en tanto, según fuentes de la bancada, solo dos senadores estarían por aprobar la retroactividad: Felipe Harboe y Ricardo Lagos Weber. Mientras que Ximena Órdenes, Jaime Quintana y Adriana Muñoz han transmitido que no les convence el mecanismo. El senador Pedro Araya, quien es independiente pero forma parte del comité, aseguró que aún no define su voto. “No he tomado una decisión, me encuentro estudiando el tema”, dijo a este medio. Por su parte, Guido Girardi, aún se encuentra evaluando si es que se inhabilitará o terminará absteniéndose.

Entre los independientes, en tanto, el tema ha sido abordado hace semanas. Mientras que Alejandro Navarro (Pais) y Carlos Bianchi optarían por abstenerse, el senador Alejandro Guillier no ha querido adelantar su votación. “Todos somos incumbentes en esto. Yo estoy dispuesto a aprobar en general, pero aprovecharse de esto en un sentido u otro no me parece. La retroactividad no tiene nada de altruista, busca sacar a algunos por secretaría, busca vetar y, lo más grave, es que prohíbe que sea el propio votante el que decida. Por lo tanto, en mi caso estaría por abstenerme”, sostuvo Bianchi.

Y agregó: “Se ha formado una conciencia colectiva de varios y varias que vieron que en esto existe un aprovechamiento”.

En la DC tampoco hay claridad del escenario, pese a que dos de los miembros de su comité han sido impulsores de la iniciativa. Según explican desde el partido, los senadores Francisco Huenchumilla -quien es autor de la indicación que fija la retroactividad- y Carolina Goic aprobarán ese particular, mientras que Ximena Rincón estaría aún en “reflexión” respecto de esta iniciativa. Sin embargo, según cercanos, la legisladora incluso ha considerado no votar.

“Sobre la retroactividad, espero que las y los legisladores hayan escuchado la voz de la gente en las manifestaciones pacíficas que se dieron en medio del estallido social y voten a favor para dar una señal concreta de que no están aferrados al poder”, sostuvo Goic, quien además agregó que “tratar de hacer pasar como que esto es con nombre y apellido es un muy mal argumento”.

Desde Chile Vamos también se han manifestado reparos respecto de la normativa. En la UDI, tanto su presidenta, Jacqueline van Rysselberghe, como el senador Juan Antonio Coloma, se han mostrado contrarios al límite a la reelección. “A mí no me afecta la ley, no tengo limitaciones, primera vez que soy parlamentaria, pero creo que la experiencia es un activo y en los países donde se ha limitado la reelección tampoco ha sido bueno, como en el caso de México. Por lo mismo, votaré en contra”, dijo la legisladora a este medio.

El senador Coloma, en tanto, aseguró que la normativa en general “es un error, es un retroceso. No contribuye a una buena lógica de la responsabilidad parlamentaria ni los equilibrios”. Sin embargo, sostuvo sobre la retroactividad que “dicho eso, si una mayoría considera establecer un límite, no tengo claro por qué podría ser razonable que eso aplique solo de aquí para delante”.

Por su parte, desde Renovación Nacional, la mayoría del comité estaría por aprobar la disposición. “Votaré a favor de la norma, creo que los límites son importantes y me parece que ayudará mucho a la democracia interna de los partidos, permitiendo que buenos liderazgos nuevos tengan un horizonte real para desafiar a los incumbentes y postular a estos cargos de representación popular”, sostuvo el jefe de comité RN, Rodrigo Galilea. En la misma línea, el senador Andrés Allamand señaló que “he estado siempre con la retroactividad y creo que toda la bancada estará en lo mismo”.

Con todo, en la corporación los impulsores de la retroactividad aseguran que el cuadro es complejo y que, según sus propias proyecciones -dado que las abstenciones se suman a la mayoría y que las inhabilidades podrían afectar el quórum-, no hay certezas de que la retroactividad logre su aprobación. Pese a eso, entre quienes han manifestado dudas, también reconocen que podría pesar en algunos el hecho de que rechazar ese punto puede ser “impopular” y conllevar eventuales costos políticos.

Sumado al controvertido escenario, durante esta jornada el senador Huenchumilla solicitó a la mesa de la corporación posponer la votación de la normativa dado el brote de Covid-19 que se registra en la Cámara Alta y que ya tiene a cuatro legisladores contagiados.

Comenta